En Guantánamo el arte abrió de nuevo las alas por la paz mundial

Publicado el Categorías Desde el Oriente

Guantánamo, 6 octubre. Al padre de la Revolución Cubana Fidel Castro, eterno
defensor de las causas justas del mundo, se dedicó este jueves el preludio de un
concierto en Guantánamo por la paz y contra el bloqueo, el número 456 que con esos
reclamos ha promovido el proyecto Unidos por la Vida.

Esta iniciativa artística local que convoca a diversidad de creadores
guantanameros, siempre comprometida con campañas de buena voluntad, ha ampliado sus objetivos desde 2011 cuando se originó especialmente en favor de los niños con enfermedades oncológicas, y luego encabezó en esta urbe los conciertos de
solidaridad con Los Cinco y contra el terrorismo.

A no ceder ni un ápice a ese flagelo mundial en cualquiera de sus formas, ni a la
violencia o las guerras instó ahora la cantata, en tiempos en que serias
hostilidades amenazan al mundo, y a pocas horas de cumplirse el aniversario 41 de
la asesina explosión, frente a las costas de Barbados, del DC-8 de Cubana de
Aviación.

Tan abominable atentado a la aeronave comercial en pleno vuelo, el seis de
octubre de 1976, arrebató la vida a 73 personas, incluidos los juveniles del
equipo cubano de esgrima.

Entre ellos se encontraban los guantanameros Ramón Infante García -de 27 años y
de la modalidad de espada desde 1968-, y el sablista Juan Duany González, de 18
años -una promesa en esa disciplina-, quienes junto a su selección regresaban
victoriosos a la Patria tras participar en los Juegos Centroamericanos y del
Caribe, celebrados en Venezuela.

El crimen continúa impune y a los cubanos y al mundo les sobran motivos para no
claudicar en el repudio a arbitrariedades como esta que alientan el incremento de
actos terroristas, de guerras injustas que enlutan el planeta y de amenazas
nucleares que podrían desaparecer a la humanidad.

En el Teatro Guaso de Guantánamo el espectáculo Tenemos Memoria, de este jueves,
aunó voces y melodías de notables figuras y grupos locales, incluidas las
boleristas Lina Zamora y Paula Villalón, la pianista Lisandra Porto, el trovador
Josué Oliva y el Quinteto de Saxofones Conatus, al tiempo que se confeccionó un
mural pictórico alusivo a la efeméride y al tema pacifista.

Alumnos de las Academias de Arte del territorio, la compañía Danza Fragmentada,
los actores Eldys Cuba y Yosmel López, y la banda de rap La Real Familia también
alternaron en el concierto, que al decir de sus organizadores fue un canto al
amor, al entendimiento y contra todos los males que laceran la humanidad.

El intérprete de música urbana Osmel Díaz y el artista de la plástica Carlos
Rafael González, principales promotores de la gala, señalaron a la ACN que esta,
como las anteriores de su tipo en la provincia, estuvo inspirada en el apotegma
del Comandante en Jefe Fidel Castro “Un mundo de paz es posible”.

Tomado de www.ain.cu