Por respeto, por amor

Publicado el Categorías Artes Escénicas, Holguín, Música, Noticias

Por Julio César

Por sus derechos como hombre, contra la esclavitud, la xenofobia, la pobreza, la desigualdad, y tantas otras han sido las luchas que ocuparon al ser humano por siglos: una causa ha sido centro de cada etapa histórica, incluso contra los malos preceptos, los tradicionalismos y convencionalismos. Más allá de que en su momento fuese férrea la batalla o menospreciado el empeño, quienes persiguen un objetivo justo no cesan en su incansable bregar.

El Centro Cultural Benny Moré acogió en la noche de este miércoles 15 de mayo el Concierto ” Sin un reproche”, una suerte de protesta musical por los derechos de la comunidad de Lesbianas, Gueys, Bisexuales y Transexuales (LGBT).

En la víspera del día mundial de lucha contra la homofobia y la transfobia, pactado para este 17 de mayo, varias voces referentes de la cancionística holguinera se sumaron al noble empeño.

Gala contra la Homofobia y la Transfobia. Fotos: Joyce Marisol

Lucrecia Marín, Aurora Delgado, “La señora Diva de Holguín”, Yamila Rodríguez, Maite Segura, y Cadir Soria, fueron los elegidos por Nadiel Mejías, quien además de dirigir artísticamente la velada, no podía dejar de incluirse en las propuestas.

La velada fue momento propicio además para que concurrieran otras artes como la danza, y fue a través de la bailarina Lianet Díaz, integrante de la Compañía de Danza Contemporánea Codanza, que se interpretó un fragmento de la pieza “El segundo sexo”, la cual intenta evocar en profundidad las relaciones homosexuales.

Por su parte los agradecimientos fueron para el Centro Nacional de Educación Sexual (Cenesex), la Dirección Provincial de Cultura, la Empresa Comercializadora de la Música y los Espectáculos, y la Gerencia Territorial de Artex. Con especial énfasis fue reconocido por su apoyo incondicional en la realización de la Campaña: “Todos los derechos para todas las personas”, a Ediciones “La Luz”, sede de los talleres por la Duodécima Jornada contra la homofobia y la transfobia.

La noche recibió a la madrugada entre clásicos de la cancionística nacional e internacional como “Amémonos”, de Rafael Espín, o “Alcé mi voz”, de Ivette Cepeda, rotundo éxito de factura relativamente novedosa; donde igualmente se incluyeron los performances transformistas: doblajes de temas clásicos de nuestro pentagrama; en suma canciones en forma de protesta, estandartes de esta lucha, su reclamo, pero también para el respeto, comprensión y amor, que en definitiva es lo que buscan.