Continúan los días de cine colombiano en Holguín

Publicado el Categorías Artículos de opinión, Cine-Radio-Televisión, De nuestra cultura, Holguín, Noticias

Por Vanessa Pernía Arias

Foto: fotogramas del filme Del amor y otros demonios

Con la presentación en la Sala Ateneo Cinematográfico de Holguín del filme Del amor y otros demonios, dirigido por la costarricense Hilda Hidalgo, inició la Semana de Cine Colombiano, que, con auspicio del Centro Provincial de Cine y la Embajada de Colombia, se extenderá, con las proyecciones a las 8 y 30 de la noche, hasta el 15 de este mes.

Basado en la exitosa novela del Premio Nobel de Literatura 1982, el colombiano Gabriel García Márquez, quien le regaló los derechos a la joven directora mientras estudiaba cine en la Escuela Internacional de Cine y Televisión de San Antonio de los Baños, en 2003, Del amor y otros demonios cuenta con las actuaciones de Margarita Rosa de Francisco, Alejandra Barrero, Pablo Derqui, Eliza Triana Amaya y Joaquín Climet.

La película, coproducción costarricense-colombiana, se presentó en el 32 Festival Internacional del Nuevo Cine Latinoamericano de La Habana; el Festival Internacional de Cine de Moscú, Rusia, en su 32 cita; el Festival Internacional de Cine de Shanghái, China; el Festival de Cine Los Ángeles, en California, Estados Unidos; el Festival Internacional de Cine de Pusan, en Corea del Sur, y el Festival de Cine de Taipéi, Taiwán. Representó, además, a Costa Rica en la 25 edición de los Premios Goya en España y en la 83 de los Premios Oscar de Hollywood, en la categoría de Mejor película extranjera.

La sinopsis del filme podría ser el siguiente: Sierva María (Eliza Triana) es una muchachita curiosa que vive en la época colonial sudamericana. Por esos azares del destino, Sierva María es mordida en el pie por un perro que tiene la enfermedad de la rabia. Este mal no tiene cura, lo cual hace pensar que la niña también puede indisponerse y morir. Eso no ocurre y su padre el Márquez de Casalduero (Joaquín Climent) piensa que quizá su hija lo que está es poseída por el demonio. El Obispo de la población (Jordi Dauder) alienta esta idea y provoca que la muchacha sea encerrada en un convento con monjas. Ordena, también, que el sacerdote Cayetano Delaura (Pablo Derqui) sea el que se haga cargo de la muchacha con el propósito final de exorcizarla. Pero entre Cayetano y Sierva María nace el sentimiento más poderoso del mundo: el amor.

La película –ha comentado el crítico Enrique Posada al reseñarla– “está filmada en buena parte en Cartagena, la ciudad más hermosa de Colombia. Ha sido rodada tanto en interiores como en espacios abiertos; los segundos con luminosidad caribeña; los primeros con tonos oscuros y severos, propios de los antiguos caserones construidos por los españoles para no quedar totalmente atrapados por el trópico y para tener la ilusión de estar todavía en sus tierras natales. Hilda Hidalgo ha cuidado, diseñado y elaborado cada cuadro, como si se tratara de una pintura. Para ello ha escogido tiempos lentos, en los cuales las cámaras se detienen en los detalles. El espectador puede elegir entre ser apreciativo y dejarse llevar por la magia de las imágenes o buscar ansioso el desenlace y apagar en su mente lo que está a la vista, en busca del cuadro siguiente. De ello va a depender que logre encontrar los tesoros escondidos de esta película”.

Otros filmes integran la Semana de Cine Colombiano, entre ellos: Mateo, de María Gamboa, de 2014; Keyla, de Viviana Gómez Echeverry; La defensa del Dragón, de 2017, de Natalia Santa; Mamá, de Philippe Van Hissenhover, de 2017; El día de la cabra, de Samir Oliveros Zayed, y la infantil (animación 2D) El libro de Lila, de Marcela Rincón González.

Dramas, historias familiares, muchas de ellas relacionadas a la niñez y la adolescencia, la mayoría dirigidas por mujeres, cinco de los siete filmes, abundan en la propuesta que llegará a la pantalla de la holguinera Sala Ateneo Cinematográfico del 5 al 8 de octubre.

Excelente oportunidad esta para el cinéfilo holguinero de acercarse al reciente quehacer del séptimo arte del país que ha aportado al panorama latinoamericano la obra de directores como Víctor Gaviria, Luis Ospina, fallecido recientemente, Sergio Cabrera, Juan Felipe Orozco, Carlos Moreno, Ciro Guerra, Rubén Mendoza y Luis A. Restrepo.