Nuestra sinfónica: simbiosis de juventud y talento

Publicado el Categorías Artículos de opinión, Holguín, Instituciones, Música, Noticias, Personalidades

Partícipe de varios acontecimientos culturales en la Ciudad de los parques, la Orquesta Sinfónica de Holguín destaca por los pocos años de creación y el contraste entre los tantos eventos de significación en los que ha participado, prueba fehaciente del talento y profesionalismo de sus integrantes, así como de su director Oreste Saavedra.

La Sinfónica de Holguín destaca por su juventud y talento. Foto: Carlos Rafael

Fundada el primero de Noviembre del 2000, ha asumido, pese a sus escasos años de trabajo, importantes páginas del repertorio universal, la Obertura 1812 de P.I. Tchaikovshi y la obra más grandilocuente de la producción Beethoveniana, su Novena sinfonía, ambas ejecutadas fuera de los escenarios tradicionales y sin la acústica de un teatro, al aire libre, demostrando su valor interpretativo y proyección profesional.

Una encomiable trayectoria no es de extrañar que haya recibido los más ensalzados elogios, siendo incluso catalogada como “el colectivo más joven del país” que no ha encontrado obstáculo para que esta “sea actualmente la poseedora de la mejor afinación y de los mejores resultados muestran en el trabajo de su sección de cuerdas…”

El Complejo Cultural Teatro Eddy Suñol, epicentro de la alta cultura en el territorio norirental, deviene además en el espacio predilecto para las magnas presentaciones del prestigioso colectivo, donde destacan noches inolvidables como las protagonizadas al piano por el Maestro Frank Fernández, o las que se ha hecho acompañar por queridos invitados como su coterráneo el tenor Yuri Hernández, entre tantas otras.

Dirigida en la actualidad por el maestro Oreste Saavedra, quien se desempeña desde 2003 en este rol, y precedido además por Cecilio Gómez Bauzá y Harold Ricardo Corella, la OSH está integrada en su mayoría músicos jóvenes egresados de las aulas del Conservatorio de Música José María Ochoa, que se unen a la experiencia y talento de otros con más taryectoria, así como a la de su director titular.

Inolvidables noches destacan en su encomiable trayectoria. Foto: Carlos Rafael

Veinte años no son nada para el inmortal Gardel en su filosofía, pero para este consagrado grupo de talentosos profesionales, dos décadas resumen un cúmulo de emociones que otros no podrían siquiera imaginar en todo una vida de carrera artística; no es de extrañar entonces que esa simbiosis de juventud y talento sean orgullo para quienes vivimos en la Ciudad de los parques.