Beisbol de ayer y hoy en El Limonero

 

Quizás uno de los momentos más emblemáticos que guarda la esencia de nuestra 36 Semana de la Cultura lo encontramos en el Museo Casa Teniente del Gobernador. Cada enero su amplio patio cobra vida alrededor de El Limonero, convertido en centro de las mejores tertulias para holguineros ausentes, presentes e incluso algún que otro foráneo sorprendido por el ceremonioso ritual.

Los Guayaberos y su guaracha en El Limonero Foto: Ernesto Herrera Pelegrino

Hasta allí llegó la guaracha inconfundible de Los Guayaberos para amenizar el debate con su socorrido “Cuidao con el perro q muerde calla’o, muy a tono con la temática que generó la calurosa advertencia musical  en torno al béisbol holguinero. Con ellos el tenor holguinero Julio Proenza también compartió escena.

Otra calurosa bienvenida generaron algunas de nuestras estrellas beisboleras. Su presencia respondió  a la invitación para dialogar en torno al Beisbol de ayer y hoy, extendida a antiguas figuras, especialistas del Museo del Deporte e integrantes de la peña La Campana.

Inmejorable agasajo a los homenajeados Argelio Cobiellas, escultor, y Jesús Téllez, promotor cultural Foto: Ernesto Hererra Pelegrino

Año tras año El Limonero se prestigia con la presencia de grandes hijos de esta tierra, la más hermosa, para agasajarlos justamente por sus muchos aportes como merecieron el artista de la escultura Argelio Cobiellas y el promotor cultural Jesús Téllez. 

Lo que parecía ser emboscado por la lluvia se afianzó en el más memorable encuentro entre seguidores del deporte nacional quienes, de la mano de la historiadores Georgelina Miranda y Norton Méndez, recrearon la génesis de esta práctica deportiva cuando solo era un juego replegado por nuestros aborígenes y registrado por ojos y plumas españoles; o cuando el primer bate llega a la Isla allá por 1864 junto al vocabulario de acento norteamericano que a actualmente dicta las reglas.

Gerogelina Miranda recrea la génesis de la práctica deportiva Foto: Ernesto Herrera Pelegrino

Del juego de las bolas y los strikes pocos son indiferentes. En Cuba solo se prohibió disfrutarlo en 1868 cuando provocaba alboroto entre las tropas independentistas. Muchos y buenos exponentes resguardamos por acá como Esteban Bellán, primer isleño que integró las grandes ligas. Otras referencias significativas surgieron con el Palmar de Junco, escenario revolucionario importante y primer campo de pelota.Poseedora de una larga historia, la pelota en Holguín suma unos 137 años. Su llegada en 1881 se debe al independentista José Grave de Peralta y Cardet,  hijo mayor de Julio Grave de Peralta, quien  lo introdujo acá. Se dice que el reconocido veterano de la guerra del 95 era un ferviente admirador de la pelota.

De cómo fueron los avances y logros del béisbol holguinero durante la República e intervención norteamericana cuando se replica con fuerza en el oriente con exponente como el lanzador Conrado Rodríguez, lanzador estelar cuyas habilidades le valieron ser el primero en jugar profesionalmente junto al legendario equipo Almendares; y su posterior institucionalización tras el triunfo revolucionario también conocimos cuando se crean los principales parques deportivos y glorietas , hasta su auge en la década de 1980.

El periodista Calixto García debate con Noelvis González, manager del equipo de beisbol en Holguín Foto: Ernesto Herrera Pelegrino

Por entonces, varias estrellas de la pelota en los municipios brillaban en lides internacionales   Y cómo no establecer el diálogo generacional entre las antiguas glorias y el actual manager del equipo holguinero Noelvis González junto a la prensa local. Todos concurren bajo la sombre del limonero, aun joven,  que precisa del cuidado y riego de los invitados para que, nuevamente, sea pactada la cita en 2019.

Teatro “A dos manos” en 36 Semana de la Cultura Holguinera

 Nuevamente el arte teatral se presentó en esta 36 Semana de la Cultura Holguinera, esta vez, desde la agudeza teatral que logra componerse “A dos manos,” elenco santiaguero invitado con una obra distintiva, “Mujer con flores… e ideas en la cabeza.” Vuelven a la carga sobre una temática actual, llena de múltiples matices por explotar: el entronizado mal del burocratismo y sus artífices. O, en su defecto, ¿cómo ser un sobrepeso en Cuba? Acudimos a la historia concebida por Nancy Campos y Dagoberto Gaínza, dos experimentados creadores de las tablas santiagueras, cuya impronta  impronta ha calado fuerte durante casi medio siglo.

Hablamos de verdaderos entregados, para quienes el teatro ha sido vida, alimento. Lo afirma toda una trayectoria desplegada en el Conjunto Dramático de Oriente, que luego de la división político administrativa adopta el nombre de Cabildo Teatral Santiago. Le seguirían los años fundacionales del Grupo Calibán teatro devendido en A Dos Manos, en 2002.

Privilegiada por ser una de las dos propuestas reservadas para el Teatro Suñol,  podemos afirmar que la pieza constituía un momento único para el arte teatral. Lástima que la pequeña sala Alberto Dávalos contara con un reducido, pero selecto grupo de espectadores, entre ellos, Frank Padrón, Félix Beatón, Renecito de la Cruz, René Bruzón.

Protagonizada por la joven actriz Arisleidis Reyes, quien encarna a una mujer honesta, trabajadora  disciplinada, “un simple bacalao aspirante a sobrepeso”, que roza las fronteras de la alucinación transformada por el oportunismo y los muchos beneficios aparejados a ese frecuente suceso de ascender, por obra y gracia, de ser jefe. (O congraciarse con él, lo mismo da).

Poco andamiaje, vestuario a tono, gestualidad acentuada caracterizan la pieza que ha sido representada en un supuesto basural. Lo que bien pude denominarse como una función divertida, considerando los avatares de la entonces humilde trabajadora, hoy una “sobrepeso” consagrada, transcurre a un nivel de lectura más profundo; evidenciando males como el favoritismo, la actitud condescendiente y las prebendas.

Enunciando el programa de mano, presenciamos cómo “un acto de confesión nos lleva de la mano por su historia de vida, como ciudadana ejemplar y portadora de paradigmas o arquetipos, que le dan cuerpo y energía para vivir.”

Una realidad queda constatada: no resulta fácil salir del laberinto y las trampas que suponen la burocracia. Autora de un libro inexistente, construye su propio universo en torno a la frustración y extravagancia, respaldada por una dulce locura.  Inopia y grandeza. Alucinación y miedo. Crisis y pensamientos profundos lideran esta puesta que revisita un texto de Carlos Leyva Bonaga, asumiendo con reto y mejorables destrezas, para incitar la reflexión, y de paso, rememorar no pocas vivencias del día a día.

Identidad local en III Taller Provincial Arte-Cult

Al III Taller Provincial Arte-Cult le sobran razones para celebrar el cumpleaños 266 de la Ciudad durante esta 36 Semana de la Cultura Holguinera. Intercambio, debate y reflexiones en torno a la identidad y revitalización del sector que atañen e involucran a todos: profesionales y actores comunitarios, artistas y decisores del territorio.

No por gusto una bebida típica como el café carretero hizo las delicias de los participantes, atraídos por el sabor y entusiasmo del promotor Juan Carlos Vega, artífice del Proyecto Sociocultural Comunitario “Ángel Augier, perteneciente al municipio Freyre.

Con brasas, caldero y jícara de güira se pudo degustar el elixir negro acompañado por el trío Caribe, Foto: Ernesto Herrera Pelegrino

Tal iniciativa es digna de réplica, bien por salvaguardar las costumbres de la tierra santaluceña, bien por sus múltiples logros obtenidos en certámenes a nivel local — Premio Provincial de Cultura Comunitaria y Memoria Nuestra 2017 en la categoría proyecto, Jornada Cucalambeana, 37 Festival del Caribe, XII Congreso Iberoamericano, — que reafirman su valía como exponente de la tradición campesina holguinera.

Desde el espacio acogedor del Centro Provincial de Superación para la Cultura todo emprendimiento y análisis sobre el futuro del sector marca pauta.A este  empeño se consagra el comité organizador liderado por la presidenta Lic. María Elena Grey. Lo afirma la conferencia de apertura en torno al “Turismo Cultural, los productos culturales y la oferta turística”, ofrecida por el MSc. José Antonio Torres Brizuela, de la agencia Paradiso, una de las dos existentes en la Isla especializada en esta tipología de la industria del ocio.

¿Cómo convertir un producto cultural en un atractivo turístico? Puntual interrogante que ocupa las recientes agendas del desarrollo local y no pocas instituciones culturales enfrascadas en mostrarse al mundo, al tiempo que discurre entre la variedad de elementos que no pueden perderse de vista para, en resumen, concretar un turismo cultural sostenible en Holguín.

“No basta con poseer todos los elementos que propicien el desarrollo de la actividad turística y, con ella, la generación de dividendos a la región donde se ejerza. Hay que ser consumible, o sea, satisfacer la demanda de un mercado que no es el autóctono. Hay que ser comercializable. Deben crearse las facilidades de comunicación. Brindar una oferta que se deduzca de la más estrecha relación entre sectores.”

Abolir el culturalismo rígido. Ser accesible a los mercados potenciales en tiempo, espacio y economía. Ubicar en el amplio panorama al turista directo —con su marcado interés por el arte, y por el otro, captar la atención de aquellos seducidos por el sol y playa, quienes pueden disfrutar en la misma medida nuestra cultura. Todas prerrogativas necesarias para dar el salto cualitativo que nuestra Ciudad se ha propuesto.

Todas las pistas dadas, se prosiguió al trabajo en las comisiones donde se socializaron experiencias en torno a la “Identidad y el patrimonio cultural en la programación cultural” así como “El desarrollo local y comunitario.” En las postrimerías, no hubo mejor conclusión que el brindis por la identidad nacional a base de la cubanísima canchánchara.

 

La cultura como punta de lanza de la Revolución

Presidieron el inventario cultural del 2017 el viceministro de Cultura Abel Acosta, y Faustino Fonseca, director del sector. Foto: Carlos Rafael

La cultura en la Ciudad de los Parques mostró considerables valores en 2017. Más de 365 días dedicados al arte en todas sus manifestaciones: danza, teatro, plásticas, cine, música y más cultivaron los sentidos de unos miles de holguineros.

A “sostenerla como punta de lanza de la Revolución” llamó el viceministro Abel Acosta a promotores, artesanos, creadores y directivos del sector, en presencia de Luis Torres Iríbar, miembro del comité central y primer secretario del Partido, y demás autoridades invitadas durante el balance anual, realizado este 10 de enero.

Prevaleció el análisis en torno a las acciones de salvaguarda del patrimonio liderado por el Centro Provincial de Patrimonio y la Oficina de Monumentos. Todas encauzadas en la labor investigativa, y en especial, la intervención y recuperación de proyectos de restauración capitales, entre ellos, el Museo de Artes Decorativas y de Historia de Gibara. Por su parte, la Unión de Historiadores reconoció la voluntad y apoyo gubernamental a favor de las obras recuperadas.

Puntuales inquietudes puso sobre el tintero el maestro Oreste Saavedra, director de la Orquesta Sinfónica de Holguín, quien abogó, nuevamente, por una sede para este elenco y su homóloga Banda de Conciertos. Sobre su actual subordinación hacia una estructura empresarial centró otra importante preocupación.

“Ninguna escaramuza estructural puede alejar a nuestros artistas. La cultura amerita una especialísima atención, y eso deben entenderlo los directivos. Lo que no puede suceder que se caiga en falsos tecnicismos. No se trata la cultura como una fábrica generadora de ingresos. Hablamos del principal campo de batalla, que son las ideas. Hablamos de unidades artísticas vivas, en el caso de la Sinfónica, un organismo vital, construida a sangre y fuego, que constituye un indicador de desarrollo social a nivel mundial,” aseguró Acosta.

De lo que sí no puede prescindir la cultura en Holguín es de sus creadores, esclareció el  funcionario del ministerio de Cultura durante su intervención que exhortaba a “continuar desarrollando una comunicación más estrecha con ellos ”.  Porque “no puede favorecerse el desmembramiento del sistema institucional. Ese es el caldo de cultivo idóneo y centro de ataque del imperialismo norteamericano.”

De buenas interrogantes, y mejores soluciones, se permeó el debate en torno a la situación de los cines. Cuando varios se someten a inversiones, —  no poco costosas — la promesa se perfila en su concepción como salas- teatro. Válido razonamiento para su uso polivalente tanto en la proyección cinematográfica como las puestas escénicas. Actualmente, se encamina la reanimación de los cuatro recintos más importante de la ciudad (Ismaelillo, Martí, Frexes y Baría). Al unísono, los municipios de Gibara y Banes ya gozan de una instalación digna de aplauso.

En Holguín, es palpable la creciente voluntad del partido y el Gobierno por sacar adelante la abundancia de proyectos e instituciones artísticos. Fotos: Carlos Rafael

“Se trata de un asunto prioritario para el país. En Holguín la cultura es sinónimo de orgullo. Nos toca seguir potenciandola, ofrecerle una mirada diferente y esmerada, seguir trabajando en ella, pese a las limitaciones”, afirmaciones del primer secretario Torres Iríbar.

Esta capital oriental no ceja en su empeño de trascender en el ámbito del arte y la literatura, lo corroboran las más de 170 mil actividades concertadas en el marco de eventos locales, nacionales e internacionales. Más allá de los resultados cuantitativos, sobre la mesa de debate estuvo el trabajo cultural comunitario desplegado en el Plan Turquino.

Un caso loable se expuso en el proyecto Voluntad, merecedor del Premio de Cultura Comunitaria, junto a otras seis iniciativas, que repercuten directamente en los 10 427 habitantes, pertenecientes a Sagua de Tánamo.

Primó el debate, diáfano y abierto, sobre la enseñanza artística, que se favorece con algunos recursos, pero todavía urgida por la resolución de materiales carentes, mejoras en las infraestructura y condiciones de vida que garanticen el relevo. Entendida éste último como fuente y cantera del desarrollo cultural.

Del amplio prontuario de instituciones culturales que tributaron sus resultados, sobresalió el empuje significativo de la Asociación Hermanos Saíz, con 58 proyectos comunitarios, y la cincuentenaria Uneac, que ha movilizado el cultivo de un público cada vez más culto. A la misma altura estuvo nuestra Brigada de Instructores de Arte “José Martí”, ese verdadero ejército juvenil que, hoy por hoy, se alza como la mejor de la Isla y sede del pasado acto por el Día de la Cultura cubana.

En el ámbito literario se reconocieron a nuestros escritores más premiados durante el pasado año, en tanto, los promotores culturales abogaron por el rescate de las retretas y compartieron la encomiable labor que se lleva a cabo con pacientes de la sala de Oncología del Hospital Pediátrico.

Lo que hoy pareciera una hazaña para una Isla bloqueada se traduce en mucho empeño y voluntad. Muchos apuntarían a las más de 150 obras ejecutadas solo en 2017. Se trata del primordial objetivo de trabajo que rige esta numerosa legión de hombres y mujeres dedicados a la defensa de nuestra identidad y patrimonio, la creación artística y el gusto por el arte.

Que la salud, la educación y, en particular, la cultura, sigan posicionando a Cuba y su Ciudad de los Parques en lugares cimeros es y seguirá siendo meta, orgullo y ejemplo en cada rincón de la provincia nororiental.

 

Puntual acompañamiento de las artes visuales en Semana de la Cultura Holguinera

Un encuentro con las artes plásticas holguineras se presenta, como ya es tradición, durante de la  Semana de la Cultura Holguinera, que celebrará su trigésima sexta edición del 15 al 21 de enero.

El Centro Provincial de Artes Plásticas prepara su gran espacio galérico donde se anuncia el buen acompañamiento del XXXII Salón de la Ciudad, tras la constitución del jurado, que inaugurará la primera jornada del evento. A la víspera, se destacan los homenajes a Cosme Proenza y Argelio Cobiellas, ambos reconocidos exponentes de la pintura y la escultura conmemorativa, a quienes se dedicará sendos conversatorios, en los días 15 y 16 de enero.

Igualmente, puntuales disertaciones tendrán lugar a cargo de profesionales y especialistas del Centro holguinero, entre ellas, la conferencia “Working Progress. Sentido de proyecto y sentido de artes visuales”, por Ramón Legón; así como el “Arte Cubano actual”, por el miembro del jurado Danilo Vega.

Entre los homenajes previstos se destaca al maestro Cosme Proenza. Foto: Carlos Parra

Si bien en el gran recinto dará cabida al debate teórico, también abrirá el año por todo lo alto con el lanzamiento del Calendario 2018, recreado con obras de artistas nuestros junto a la presencia del Dúo Conexión en la mañana del martes 16.  Lo mismo se prevé con la inauguración de la expo personal de fotografía “Manual de la artista”, de Anely Pupo.

Otro especial encuentro se reserva para los niños de la Sala de Hemodiálisis del Hospital Pediátrico,  en el afán de acudir al espíritu curativo del arte será donada la pieza “La Familia” del proyecto Ultreia. Talleres de creación y actividades infantiles completarán el programa en la Casita del Cuento.

La noche más esperada acontecerá el próximo día 17 con la edición XXXII del Salón de la Ciudad, cuya apertura pondrá a disposición las obras en concurso, en tanto, atraerá a espectadores y jurado en la última velada con el otorgamiento de los Premios de la Ciudad en la, este sábado 20, en el Complejo Cultural Eddy Suñol.

Adelante la cultura en Holguín

Recién celebrado el Día del Trabajador de la Cultura, este 14 de diciembre, mucho alienta el reconocimiento del Sindicato Provincial del sector a una veintena de instituciones y unos 93 trabajadores, quienes se han consagrado durante  más de cuatro décadas como artífices del desarrollo cultural en esta  Ciudad de los Parques.

La direccion de cultura homenajeo a la centenaria de cuba. Foto: Carlos Rafael

En tiempos de superficialidad patente, no ha opacado el tiempo implacable,  el valor y la vigencia del legado del Comandante en Jefe o las palabras del poeta del Centenario y mártir del sector Raúl Gómez, cuyo natalicio 89 también fuese rememorado en la gala honorífica. Una velada donde la tradición musical de la Centenaria Orquesta Avilés hizo la diferencia. Junto a ella, la joven generación de Golden Voices, el talento del solista Nadiel Mejías y el Club del Danzón “Miguel Cuní”.

Golden voices en gala por dia del trabajador de la cultura. Foto: Carlos Rafael

A la celebración, suscita en el Centro Cultural Bariay, se sumó el Partido y Gobierno provincial con la presencia de de Luis Antonio Torres Iríbar, miembro del Comité Central y Primer secretario del Partido y Julio César Estupiñán, presidente de la Asamblea del Poder Popular en Holguín. Ambas autoridades entregaron la Condición “40 aniversario” al historiador Hiram Pérez Concepción, director de Oficina de Sitios Históricos y Monumentos, así como al músico  Jorge Tito Cabreja, director de la Orquesta Taínos de Mayarí.

Reconocimiento especial al director de los tainos de mayari. Foto: Carlos Rafael

Próxima a celebrar la I Conferencia Nacional del sector, los trabajadores del Sindicato Provincial en la voz de la secretaria general Graziella González reafirmaron su aporte en los diversos ámbitos de la cultura, donde “este ejército de la ideología y el pensamiento sigue en combate, como nos llamó el poeta de la Generación del Centenario. Ante el llamado de la Patria, mantenemos fresca en nuestra memoria la heroicidad de trabajadores, artistas y directivos que respondieron a las tareas más urgentes como el paso del huracán Irma, que demandó nuestra presencia allí donde la espiritualidad del arte supo sanar las “heridas” materiales.”

Orquesta aviles celebra su 135 aniversario. Foto: Carlos Rafael

En el acto, se ponderó la labor de varias personalidades de la música, las artes escénicas, la literatura y el cine. De igual modo, fueron galardonados investigadores culturales y representantes de la Unión Nacional  de Escritores y Artistas,  del  Fondo Cubano de Bienes Culturales, la Asociación Cubana de Artesanos y Artistas, la Casa de la Prensa y el sistema de medios locales.

La velada fue propicia para homenajear al prestigioso Teatro Lírico Rodrigo Prats con motivo de sus 55 años de fundación junto a la  Orquesta Hermanos Avilés por su 135 años en defensa de la identidad musical del territorio y la Isla. Otros importantes lauros se concedieron a las instituciones municipales: la Biblioteca “Enrique Hart” y la emisora La Voz del Azúcar, sitas en  Báguanos y “Urbano Noris”, respectivamente.

Entrega colectivo distinguido nacional a emisora de san german. Foto: Carlos Rafael

Por su notorio aporte cultural, le fue otorgadas distinciones a importantes centros de la enseñanza artística, entre ellos: la Escuela Elemental de Artes “Raúl Gómez García”,

Academia Profesional de Artes Plásticas “El Alba” y la Escuela Profesional de Música “José María Ochoa Correa.”

Merecido reconocimiento al verdadero  ejército de formadores, elencos artísticos, creadores e instituciones, que componen los que crean y fundan, hombres y mujeres entregados, por y para la cultura en Holguín.

 

Homenaje al Comandante desde la cultura holguinera

Este 24 de noviembre las puertas del Centro Cultural Plaza de la Marqueta abrieron más temprano. Lo ameritaba este noviembre que nos adentra en el recuerdo, siempre vivo, del más genuino impulsor de la Cultura cubana después de 1959, el Comandante en Jefe Fidel Castro.

Visionario como pocos, mantuvo un vínculo estrecho con los procesos de la cultura cubana. Nadie como él, dotado de una aguzada personalidad, para comprender y desentrañar los futuros caminos del arte y sus hacedores en la Isla. Al tiempo que supo responder a las inquietudes más apremiantes del sector con palabras certeras. Lo fueron y continúan siendo la máxima que “Una revolución solo puede ser hija de la cultura y de las ideas”.

Tomada de Cubadebate

La historia ha sido testigo: desde la Campaña de Alfabetización, la creación de las instituciones rectoras de nuestra política cultural- Icaic, Casa de las Américas, Ballet Nacional de Cuba, — hasta las Palabras a los intelectuales. Varios medios de prensa nacional que hoy dedican más de una página a rememorar cada logro del Líder, quien supo “defender valores en los que se cree al precio de cualquier sacrificio”, especialmente, nuestros valores culturales.

Un matutino especial dedicado al Comandante en Jefe Fidel Castro, en tributo al primer aniversario de su desaparición física, reunió a los trabajadores pertenecientes a la Empresa de Servicios al Arte de Holguín.

Interpretaciones emblemáticas como Cuba, que linda es Cuba o La Lupe, obra musical del asaltante, expedicionario y compositor Juan Almeida, una de las figuras cimeras de la Revolución engalanaron la cita matinal. En el homenaje  surgió la recordación a etapas trascendentes de la historia revolucionaria, entre ellas, la expedición del Granma.

El sentir del sindicato de los trabajadores fue expresado por Asela Ricardo, quien formó parte de la generación de cubanos que nació y se forjó en el legado fidelista, “ese que hoy debemos saber trasmitir a nuestros hijos, que crecerán sin la presencia física del Líder Histórico, pero con la convicción de sus ideas.”

“Este próximo domingo 26 de noviembre le brindaremos el mayor tributo cuando más de ocho millones de cubanos y cubanas asistamos a las urnas para ejercer nuestro derecho al voto durante las elecciones a las asambleas municipales del Poder Popular, una garantía de nuestra Revolución cubana y plena conquista del Comandante,” aseguró Ricardo.

En Holguín, múltiples serán las muestras de recordación que se protagonizarán artistas, trabajadores e instituciones de la cultura en honor al Profeta de la Autora, nacido en el sitio histórico de Birán y que marcara su paso a la inmortalidad el pasado 25 de noviembre.

 

Exposición “75 años después”, tributo al poeta que nunca muere

En ocasión de la XXIII Fiesta de la Cultura Iberoamericana, ocurrida el pasado octubre, el público holguinero esperó la inauguración de la Expo “75 años después”, tributo al poeta español Miguel Hernández.

Lo que, por motivos de fuerzas mayores, se limitaría únicamente a celebrar a la realización del panel “Vientos que me llevan”, realizado en el Centro Ibérico, abierto a todo cuanto refiere al legado de esa región y sus descendientes. En esta ocasión, la presencia de los poetas holguineros Ronel González, Jorge Luis Serrano, Manuel García Verdecia.

De ahí que la concreción del hecho artístico, este noviembre, en el amplio salón del Centro de Arte, más que todo, habla muy bien del compromiso del promotor y curador español Diego Casimiro junto a la Casa de Iberoamérica, por ofrecer a los espectadores de la Ciudad de los Parques esta conmemorativa muestra.

Sin importar que el evento motivador haya clausurado su más reciente edición, Holguín abrió gustosa sus recintos al “poeta que escribe contra el tiempo del miedo y el silencio.” Miguel Hernández ha cobrado igual relevancia por su condición de poeta y dramaturgo distinguido de la literatura hispana en el siglo xx.

Recordar al hijo predilecto de Alicante, convoca a volver a su infancia dedicada a la crianza caprina, cuando se convirtió en un asiduo a la literatura que le llevaría de la mano de los grandes autores del Siglo de Oro español — Cervantes, Calderón de la Barca, Garcilaso de la Vega— y, con ella, a descubrir su principal fuente de educación.

Su viaje por el mundo de las letras inició con su primer y único galardón otorgado a la corta edad de 20 años con el poema Canto a Valencia, lo que devendría en la consolidación de una carrera literaria que le granjearía cierta reputación al publicar en varias revistas literarias de renombre como La Gaceta Literaria, Estampa y la Revista de Occidente. Considerado miembro tardío de la llamada Generación del 27,  publicó  su primer libro Perito en lunas en 1939.  Cual signo de una obra en ascenso, logró ser secretario y redactor de la enciclopedia Los toros bajo el patrocinio de su director José María de Cossío.

Diestro con el verbo, de imaginación ávida, tanto el amor, la amistad como la paternidad le propinaron el influjo para sus creaciones más relevantes: Elegía, una exaltación al entrañable amigo y ensayista Ramón Sijes; los sonetos de El rayo que no cesa, inspirados en la pasional relación con la pintora Maruja Mallo o el Cancionero y romancero de ausencias, donde recupera la esperanza ante el desastre bélico, y las famosas Nanas de la cebolla, que concibiera en honor a sus hijos, a la inocencia.

“Carne de yugo he nacido, más humillado que bello”. Foto: Carlos Rafael

De “75 años después” quedan en la memoria no solo las obsesiones de vida del poeta. Hay figuraciones múltiples: el nacimiento, la cárcel, las cabras, la higuera, las palomas que recrean la libertad en su vuelo. Se nutre, además, la muestra pictórica con fragmentos de su poética, que rememora sus emociones y pasajes de vida…

A juventud aciaga, pero fructífera, le sobrevendrían los años de la Guerra civil y, posteriormente, el cruel encarcelamiento donde su obra ganó madurez. En su accionar militante figura su participación en el II Congreso de Escritores Antifascistas años más tarde, al ser activo militante del Partido Comunista de España. Se haya plasmado en la exposición el espíritu de su poética como franco compromiso con los desheredados. Lo constatamos en Pastor de la muerte y El hombre acecha — escritos en ocasión de su visita a la URSS— cuya edición prácticamente completa quedaría destruida por orden del régimen franquista.

Lo que hoy se exhibe ha sido producto de una ardua investigación. Un empeño curatorial que remite a la simbología “hernandiana”, impulsado por el Área Cultural Diego Casimiro. Del huerto a la prisión, del pastor al poeta, del toro a la paloma que colmaron la existencia de un luchador incansable. El proyecto sigue una línea sólida: experimentar con técnicas y estilos diferentes. Toda una experiencia que requirió transitar por las etapas creativas del inspirador. “Han tenido que habitar en el poema desde la abstracción hasta el realismo, desde el cubismo hasta el impresionismo para convertirlo en un cuadro.”

Si la pensamos como homenaje, “75 años después” responde a ese deber señalado por Neruda, ahora cumplido no por cualquier colectivo artístico, sino por 30 artistas quienes —como el reverenciado poeta— comparten el amor por su obra. Ellos han aprendido a beber de la sabia “hernandiana”, indagando en el eco de sus creaciones. Rebelde e impasible a la desidia… “no tenía Miguel la luz cenital del Sur como los poetas rectilíneos de Andalucía sino una luz de tierra, de mañana pedregosa, luz espesa de panal despertando”. Y esa propia luz sigue iluminando, continúa calando hondo.

Con sus textos musicalizados, en la voz del trovador holguinero Orlando Silverio nos adentramos en su faceta donde la lírica se hace canción, una creación que no se iguala a otra de su tiempo, que marca su propia impronta. Creación que puede ser degustada con la misma exquisitez del vino ofrecido por el Club de Vinicultores Bayado en el encuentro suscito en el Centro de Arte de Holguín.

Queda asirnos a las palabras del Nobel de Literatura Pablo Neruda, quien fuera íntimo luchador y amigo de Hernández , cuya figura no debe ser transparentada. Y digo más: que sea, también en Cuba y en Holguín, merecidamente recordado a más de siete décadas de su paso a la inmortalidad.

“Recordar a Miguel Hernández que desapareció en la oscuridad y recordarlo a plena luz, es un deber de España, un deber de amor. Pocos poetas tan generosos y luminosos como el muchachón de Orihuela cuya estatua se levantará algún día entre los azahares de su dormida tierra. Nos toca ahora y siempre sacarlo de su cárcel mortal, iluminarlo con su valentía y su martirio, enseñarlo como ejemplo de corazón purísimo!

 

 

Congreso Iberoamericano, a debate Cultura y Desarrollo local

Inicia XII Congreso Iberoamericano de Pensamiento en Holguín. Fotos Carlos Rafael
Inicia XII Congreso Iberoamericano de Pensamiento en Holguín. Fotos Carlos Rafael

El XII Congreso Iberoamericano de Pensamiento genera, desde este 25 de octubre, un espacio imprescindible para pulsar los derroteros del Desarrollo local y las industrias culturales en Holguín, u ciudad pionera en el perfeccionamiento de sus parques y plazas, lugar de rica herencia histórica, con una imagen pródiga enardecida por sus hijos intelectuales y artistas.

A la jornada de apertura se sumó la presencia de Luis Antonio Torres Iríbar, primer Secretario del Partido y miembro de su comité central, Faustino Fonseca, director provincial de Cultura junto al Dr C. Ángel Graña, director de la Fundación “Antonio Núñez Jiménez”, la Dra.C. Leonor Amaro, profesora de la Universidad de La Habana, y José Corella, único expedicionario en el viaje del Amazonas al Caribe.

Tras los acordes de la agrupación D´Cámara, sucedió el discurso de presentación a nombre de la Casa de Iberoamérica que, en su vigésimo cuarto aniversario, ofreció una calurosa bienvenida a personalidades invitadas y ponentes. En amplio preámbulo sobre los acontecimientos en pleno desarrollo que rodean la concertación del Congreso, se significó el persistente compromiso por rendir homenaje a sus iniciales protagonistas.

En sus palabras inaugurales, el Dr. C. Eduardo Ávila, presidente del Congreso y director de la Casa de Iberoamérica, significó la numerosa participación de ponencias e invitados, al tiempo que expresó su congratulación por tener siempre este Congreso una sala bien concurrida. “Ese es el fin mayor por el cual trabajamos en cada Fiesta.”

“Nos interesa divulgar lo mucho que desde Holguín se ha realizado en el contexto del Desarrollo Local".Fotos Carlos Rafael
“Nos interesa divulgar lo mucho que desde Holguín se ha realizado en el contexto del Desarrollo Local”. Fotos Carlos Rafael

“Hemos recuperado más de 135 obras en poco más de tres años—solo en el sector de la cultura. Al multiplicarlo en el resto de sectores equivale a un logro considerable. He ahí el sentido de la convocatoria lanzada por la Fiesta este año.”

Sobre Economía de la Cultura en Cuba versó la conferencia inaugural a cargo de la MSc. Tania García Lorenzo, especialista del Centro Cubano de Investigación Cultural “Juan Marinello”, quien abordó en franco y polémico análisis el necesario maridaje entre economía y cultura.

En sus aproximaciones, García instó a potenciar la cultura como generadora de bienestar. Aguzar la visión desde la economía hacia un sector que —históricamente entendido cual gasto — se erige hoy en verdadera inversión que impulsa no pocos empeños locales y de la nación.

“Hay que ver a la cultura en su justa dimensión. Su  capacidad para la creación de nuevos bienes y servicios resulta indiscutible." Fotos Carlos Rafael
“Hay que ver a la cultura en su justa dimensión. Su capacidad para la creación de nuevos bienes y servicios resulta indiscutible.” Fotos Carlos Rafael

“En los nuevos escenarios, la cultura se erige como un  bien no monetario. Se evidencia el crecimiento de los grupos profesionales, cuya creación artística hace reconocible a Cuba por su marca y sello único en el mundo. Se deben desarrollar políticas económicas en la cultura para potenciar nuestras exportaciones y, a la vez, para impulsar la economía nacional.”

Durante la sesión vespertina se presentó el proyecto Red de Hispanistas de Cuba y del Archivo de la Palabra, por el DrC Aurelio Franco Lauredo. “Con 25 años, este proyecto ha sido invitado al Congreso por su contribución a la memoria hispana en la Isla. Hemos recorrido cada región de España entrevistando a los emigrantes que quedan en Cuba.”

A través de la Fundación Fernando Ortiz se ha concretado como resultado una colección de libros con 10 volúmenes donde se recogen los testimonios hispánicos — desde Galicia, Asturias, Valencia, Madrid, País Vasco, Andalucía, las Baleares e Islas Canarias, entre otras.

“Nos ha interesado mucho la colonia española en Holguín. Intercambiar en el Centro Ibérico con ellos reafirma que más que raíz, son tronco. Fernando Ortiz definió que la troncalidad es hispana, a la que se suma lo africano y lo asiático; y en Holguín es real,” afirmó Franco.

Otro importante aporte al evento se sustenta en el nuevo proyecto digital (www.estudioshispanicos.cu) que se organiza, conjuntamente, con la Sociedad Económica “Amigos del País” en su filial holguinera y la Sociedad Cubana de Información Científica y Técnica (SOCICT).

 

Cuba tras el lente de Italia

La artista Clarissa Collenzi, al centro, junto a las curadoras de su exposición en XXIII Fiesta de la Cultura Iberoamericana. Foto: cortesía de la entrevistada
La artista Clarissa Collenzi, al centro, junto a las curadoras de su exposición en XXIII Fiesta de la Cultura Iberoamericana. Foto: cortesía de la entrevistada

Viejos “almendrones”, focos, llantas, carrocerías, una misteriosa ventana, hojas de tabaco secas… Obras que se “bañan” con una luz especial, la del trópico. En el pequeño salón del Centro Provincial de Patrimonio las imágenes de Clarissa Collenzi hablan bien alto.

“Una visión italiana de Cuba” constituye su muestra que se presenta en la XXIII Fiesta de la Cultura Iberoamericana. Llegar a la esquina del Parque San José, pasar bajo la sombra de El Angelote y quedar encantado con las fotografías que se empeñan en dar vida a las múltiples ruinas y fachadas habaneras.

“En ellas encuentro algo mágico, me gusta trabajar con lo abstracto y sus formas. Especialmente, busco retratar todos los sentidos: el olor del tabaco, la textura de los viejos autos, el reflejo del agua. Luego, cada espectador añade su propia apreciación a mis creaciones.”, advierte la italiana residente en México.

A su formación profesional en las artes plásticas le debe mucho. “Con tan solo ver una grieta puedo jugar con los colores, hago contrastes; o inspirarme con la magia de una ventana antigua, según mi estado de ánimo,” comparte con los jóvenes estudiantes de la Escuela Profesional El Alba.

¿Aún es posible retratar nuestra Isla sin supeditarse a las típicas fotos de postal? Clarissa lo logra, y muy intimista, su exhibición ya forma parte de Holguín. Acá ha encontrado una plaza fija para mostrar ese punto de vista único. Sucedió cuando, en junio pasado, esta misma colección visitara la pequeña sala Fausto Cristo de la sede holguinera de la Uneac o las concurridas Romerías de Mayo.

Con una vasta trayectoria en la postproducción y restauro de fotografía antigua, Collenzi ha sido cautivada por temáticas muy diversas. Desde Nuevo León, en Monterrey, se ha integrado en más de una treintena de exposiciones colectivas— Exposición “Mujeres, ExpoTour 2013”, La Tierra mi casa, Cien caras, cien máscaras, Artistas Italianos en México, entre otras— alternando con el rol de jurado en varios proyectos.

Ser maestra titular de Historia del Arte le permite entablar una verdadera conexión con los aprendices de las artes visuales. Con ellos espera mantener un diálogo en esta cita de Iberoamérica donde sus creaciones aparecen como huella indiscutible del vínculo entre el Viejo y el Nuevo Mundo.

De su obra ha sido señalada, “muestra esa asimetría (sinónimo de juventud) de la que hablaba Rene Chard; estructuras roídas por el tiempo y el abandono, pero al mismo tiempo hermosos símbolos del pasado; mosaicos artesanales creados por la inventiva humana; balcones desvencijados con las típicas sábanas colgando; vitrales coloniales en diversos tonos de azules; columnas oxidadas, mohosas, roídas; adoquines gastados por el paso del tiempo y los transeúntes; viejas columnas; baldosas con motivos florales y geométricos; rejas igualmente oxidadas; fragmentos de fortificaciones… Incluso, lo que parecen ser vegas con hojas de tabaco secándose; las extrañas formas de los troncos y raíces de algún árbol; un atardecer…”

Desde Monterrey, nos visita esta artífice de la lente con raíz europea. Encantada por la Cuba hechizada por el tiempo. El ojo de Clarissa es milimétrico, detallista… No le interesa fotografiar automóviles o construcciones en pose de turista asombrada; busca, en cambio, el encuadre del elemento en la composición: no los objetos en sí, sino los fragmentos, las resonancias de esas pequeñas figuraciones insulares… las mismas que hoy le dan la bienvenida a la XXIII Fiesta de la Cultura Iberoamericana.