Acosta Danza por vez primera en Holguín

Por Rosana Rivero Ricardo
Acosta1
La Compañía Acosta Danza, fundada y dirigida por el reconocido bailarín cubano Carlos Acosta, actuará por primera vez en Holguín, en el escenario del Teatro Eddy Suñol, este 18 de febrero a las 9 de la noche, como parte de su gira por el oriente de Cuba.
La presentación, que concreta el empeño de Acosta de llevar su arte a todos los rincones del país, incluye cinco piezas, entre ellas, “Fauno”, con coreografía de Sidi Larbi Cherkaoui; “Rooster”, de Christopher Bruce y “El salto de Nijinsky”, de María Rovira.
Acosta danza 2
En el espectáculo el público holguinero podrá disfrutar de la ejecución de los bailarines de una compañía que, aunque joven, tiene un reconocido desempeño escénico, favorecido por un sistema de educación artística, a nivel nacional, que todos los años gradúa a bailarines de probada calidad.
La compañía fundada en septiembre de 2015 y que realizaría su debut en abril del siguiente año, defiende una línea entre lo neoclásico y lo contemporánea, sin obviar el desarrollo técnico del ballet clásico.
Acosta Danza 3
Según consta en su carta de presentación, la compañía se define como “un espacio de renovación, de búsqueda y experimentación, no solo para artistas cubanos, sino que abre puertas a los creadores del mundo, coreógrafos, músicos, diseñadores, artistas de la plástica y de los audiovisuales”.
Acosta Danza continuará su gira por el oriente del país en Camagüey, este 21 de febrero, cuando se presentará en el Teatro Principal.

Acosta Danza por vez primera en Holguín

Acosta1La Compañía Acosta Danza, fundada y dirigida por el reconocido bailarín cubano Carlos Acosta, actuará por primera vez en Holguín, en el escenario del Teatro Eddy Suñol, este 18 de febrero a las 9 de la noche, como parte de su gira por el oriente de Cuba.
La presentación, que concreta el empeño de Acosta de llevar su arte a todos los rincones del país, incluye cinco piezas, entre ellas, “Fauno”, con coreografía de Sidi Larbi Cherkaoui; “Rooster”, de Christopher Bruce y “El salto de Nijinsky”, de María Rovira.
Acosta danza 2
En el espectáculo el público holguinero podrá disfrutar de la ejecución de los bailarines de una compañía que, aunque joven, tiene un reconocido desempeño escénico, favorecido por un sistema de educación artística, a nivel nacional, que todos los años gradúa a bailarines de probada calidad.
La compañía fundada en septiembre de 2015 y que realizaría su debut en abril del siguiente año, defiende una línea entre lo neoclásico y lo contemporánea, sin obviar el desarrollo técnico del ballet clásico.
Acosta Danza 3
Según consta en su carta de presentación, la compañía se define como “un espacio de renovación, de búsqueda y experimentación, no solo para artistas cubanos, sino que abre puertas a los creadores del mundo, coreógrafos, músicos, diseñadores, artistas de la plástica y de los audiovisuales”.
Acosta Danza continuará su gira por el oriente del país en Camagüey, este 21 de febrero, cuando se presentará en el Teatro Principal.
Por Rosana Rivero Ricardo
Tomado de www.ahora.cu/es

Nominados 10 eventos a Suceso Cultural de 2017 en Holguín

SucCult Yaliesky Osmany 06
Los 10 eventos que aspiran al título de Suceso Cultural del Año 2017en Holguín ya fueron nominados por el Círculo de Periodistas del sector en ese territorio nororiental de Cuba.
La repercusión de la obra “Jacuzzi”, del grupo Trébol Teatro, en el panorama escénico de la isla caribeña está entre los seleccionados. La pieza fue una de las más premiadas durante 2017, al obtener, entre otros, el Premio Villanueva de la Crítica que cada año entrega la Unión de Escritores y artistas de Cuba.
Fragmento de Jacuzzi, obra del dramaturgo Yunior García, interpretada por la compañia Trébol Teatro, en la Sala Alberto Dávalos, de la ciudad de Holguín / Fotos: Juan Pablo Carreras y Elder Leyva
 La gran exposición “Variaciones sobre temas de Matisse”, del reconocido pintor holguinero Cosme Proenza, inaugurada en el Centro Provincial de Arte a fines de 2017, destaca entre las propuestas.
Exposición “Variaciones sobre temas de Matisse”, del reconocido pintor holguinero Cosme Proenza
 Los conciertos ofrecidos por Pablo Milanés, Pancho Céspedes, Isaac Delgado, entre otros importantes músicos cubanos, en las noches de la primera edición del Festival Internacional de Cine de Gibara también engrosan la lista.
Concierto de Pablo Milanés en el I Festival Internacional de Cine de Gibara
La prolífica temporada de conciertos de la Orquesta Sinfónica de Holguín se incluyó entre los 10 sucesos más votados por la prensa que reconoció el arduo y exquisito trabajo desarrollada por la agrupación, considerada una de las mejores de su tipo en Cuba. Bajo la batuta del maestro Orestes Saavedra y otros directores invitados, la orquesta interpretó desde temas clásicos con el Proyecto Bethoveen hasta los más populares con la ejecución de arreglos de música de los Van Van y con el grupo de rock Zeus.
El Maestro Orestes Saavedra dirige la Orquesta Sinfónica de Holguín, durante la interpretación de la Novena Sinfonía de Beethoven, en el Teatro Eddy Suñol de la ciudad de Holguín, Cuba, el 2 de abril de 2017.
 La Feria de Trovadores, espacio que desde hace poco más de un año aúna a noveles y consagrados cultivadores del género en el Callejón de los Milagros de la Plaza de la Marqueta, es otra de los eventos elegidos por los periodistas especializados en temas culturales.
Concierto de la agrupación Nube Roja, de La Habana, durante la celebración del primer aniversario de la Feria de los Trovadores, en el complejo cultural Plaza de la Marqueta, en la ciudad de Holguín
 Por su impacto nacional y ser reflejo de los excelentes resultados de las escuelas de arte del territorio, fueron nominados los galardones alcanzados por los artistas holguineros Yaliesky Zaldívar, “Premio de la Popularidad” y “Premio al Compositor” de Sonando en Cuba, y Osmani Montero, ganador de la primera edición de Bailando en Cuba, ambos concursos de la Televisión Cubana.
El impacto del proyecto sociocultural “Voluntad” del Plan Turquino en el municipio de Sagua de Tánamo se inserta como nominado. Entre sus proyectos destaca la Comenita Miel de la Serranía, cuya actuación es equiparable a la de su homóloga fundada y dirigida por Carlos Alberto Cremata.
Los estrenos realizados por la Compañía de Danza Contemporánea Codanza a propósito de su cumpleaños 25 se incluyen en el listado. La agrupación que fundó y dirige la maestra Maricel Godoy, presentó, entre otras, las piezas “Imago”, “Inside” y “Casita”, todas con importantes lauros en la IV edición del Concurso de Danza del Atlántico Norte y Grand Prix Vladimir Malakhov.
Fragmento de la obra Inside, coreografía de Vianky González, interpretada por Leonardo Domínguez, de la compañía Codanza, de la provincia Holguín, durante la noche de premiaciones del IV Concurso de Danza del Atlántico Norte y Grand Prix Vladimir Malakhov, en el Teatro Eddy Suñol, de la ciudad de Holguín
 Asimismo opta por el título de Suceso Cultural del 2017 el concierto “A lo cubano” de la solista Lucrecia Marín junto a la Orquesta Sinfónica de Holguín, durante el cierre de la XXIII Fiesta de la Cultura Iberoamericana.
El galardón, instituido en 2009 por la Dirección Provincial de Cultural y auspiciado por el Centro de Comunicación Cultural, se concede como reconocimiento a la labor de los artistas holguineros durante el año.
En gala que se efectuará en el Teatro Eddy Suñol a fines de febrero, se dará a conocer el evento que se alzará como suceso del 2017, a partir del voto de la prensa especializada, así como el Premio del Público obtenido por votación popular.
Por Rosana Rivero Ricardo
Tomado de www.ahora.cu/es

Entregan Distinción La Puerta de Papel a editoriales holguineras

La distinción La Puerta de Papel fue entregada durante la recién culminada Feria Internacional del Libro de La Habana.

Dos de estos premios fueron para títulos publicados por las principales casas editoras holguineras Ediciones La Luz, la editorial de la Asociación Hermanos Saíz (AHS).

La provincia de Holguín mereció el galardón con los títulos: Azul pálido, de Yosnier Torres; y Medea maelstrom, de Roberto Viñas.

Por su parte, Ediciones Holguín, alcanzó el premio con la entrega El cielo no ha cambiado, de Alejandro Fonseca.

La Puerta de Papel es un proyecto que llevan a cabo, bajo los auspicios del Instituto Cubano de Libro, los Centros Provinciales del Libro y la Literatura, junto al Sistema de Ediciones Territoriales, con el objetivo de enaltecer, de manera integral, a los mejores títulos de los 22 sellos que lo conforman.

Estos resultados dan la posibilidad de que se conozcan, a nivel nacional, los mejores títulos del año, que permite mostrar y defender legitimidad, repercusión, valor jerárquico y rigor intelectual.

Por Yudit Almeida Pérez
Tomado de www.radioangulo.cu

Inauguran Centro Cultural Lalita Curbelo de Holguín

Fotos: Luis Mario Rodríguez Suñol
El Centro Cultural Lalita Curbelo Barberán reabrió totalmente restaurado este 12 de febrero, en homenaje al aniversario 88 de la poetisa y revolucionaria holguinera.
Después de un largo proceso de reconstrucción general, la casona recibió el impulso final de su reparación gracias al apoyo de las autoridades políticas y gubernamentales del territorio, encabezadas por Luis Torres Iríbar, miembro del Comité Central y primer secretarios del Partido Comunista en Holguín y Julio César Estupiñán, presidente de la Asamblea Provincial del Poder Popular, quienes asistieron a la inauguración.
La restauración de la casona, ubicado en la céntrica calle Frexes, propició el rescate de un inmueble de valor patrimonial y la preservación de la inmensa obra y papelería de Lalita Curbelo.
Fotos: Luis Mario Rodríguez Suñol
Carmen Mora, especialista del Centro, manifestó que en la institución se desarrollará un programa de actividades variadas que, teniendo a Lalita y la poesía como eje, incluya el resto de las manifestaciones artísticas a través de conferencias, peñas, cafés literarios y tertulias.
Fotos: Luis Mario Rodríguez Suñol
“Queremos que este sea un centro generador de cultura. Aquí la gente podrá venir a tomar café, descansar, leer, pero también a investigar, pues tenemos una biblioteca con alrededor de 10 mil ejemplares y un Centro de Información con más de 50 mil documentos y 4 mil fotografías, con los cuales podemos apoyar investigaciones en las universidades”, acotó Mora.
Fotos: Luis Mario Rodríguez Suñol
Además de su inmensa obra poética y su vinculación en el desarrollo y promoción de la cultura holguinera, Eulalia Curbelo Barberán estuvo vinculada a la lucha clandestina en Holguín y creó en 1959, la Casona del Amor diario para acoger a los niños sin hogar.
Por Rosana Rivero Ricardo
Tomado de www.ahora.cu/es

“Poema, poesía y poeta son completamente distintos”

Foto: Carlos Rafael
Tres ambientes, familia, amigos y trabajo; un estilo, el suyo; y esa ambición por escribir la filosofía de su vida, son factores que la sumergen en un mundo de creatividad donde la lírica y la narración son protagonistas.
Con solo 35 años, Zulema Gutiérrez, acoge entre sus mejores recuerdos el sabor del Premio de la Ciudad de Holguín, ganado en la categoría de poesía el pasado 20 de enero con su más reciente libro Danza alrededor del fuego.
Trabaja como programadora en la Galería Holguín , de esta ciudad, y tiene publicados los poemarios Islas que intentan salvarse  y Sentada junto a los crisantemos , ambos por ediciones La Luz , sello de la AHS en Holguín. Su obra ha sido recogida en diferentes antologías dentro y fuera de Cuba.
¿Por qué se titula así el libro ganador del Premio de la Ciudad?
Ese libro aborda muchos temas, no se enfoca en alguno en específico, quizás el título sugiera algo relacionado con los indios, pero en realidad abarca de todo un poco, lo mismo hace mención a los africanos, a los vikingos, que Atila; es una recopilación de toda la información que ha influido en mi formación cultural.
¿Qué significa haberlo ganado?
Ganarse el Premio de la Ciudad que te vio nacer es algo maravilloso, y sinceramente me sorprendió porque, para confesar algo, yo soy la reina de las menciones. Siempre pensé que ese premio era para personas con mayor experiencia y el hecho de que me lo dieran a mí aún me asombra.
¿Estimula este premio tu labor como escritora?
Para nada, es cierto que recibir un reconocimiento de este tipo te anima y sobre todo te brinda popularidad porque, de cierta forma, se está demostrando que lo que hiciste es bueno y le gusta a la gente. Pero no es, por decirlo de alguna manera, el motor impulsor de mi profesión, si no lo hubiera recibido seguiría escribiendo igual.
¿Por qué escribes?
Porque es lo que quiero hacer, siento la necesidad de decir cosas que tengo estancadas y esa es la vía mediante la cual transmito mis pensamientos… A veces ni soy consciente de lo que escribo y cuando termino y reviso lo que hice yo misma me pregunto ¿cómo fue que pude escribir todo eso?
También ganaste el premio La llave pública , en Ciego de Ávila, con un libro de narrativa infantil, ¿te inclinas más hacia la poesía o hacia la narrativa?
Las personas me conocen como poeta; sin embargo, yo hasta pasé el Curso de Técnicas Narrativas, del Centro de Formación Literaria Onelio Jorge Cardoso , pues también hago narrativa para niños y adultos; de hecho, mi primer premio fue con una narración, algo que yo pensaba que era un cuento y los editores me dijeron que era una novela. Yo soy poeta y no dejaré de serlo nunca pero me inclino mucho hacia la narrativa.
¿Reflejas tu vida en lo que escribes?
No siempre, siento que sí estoy ahí de alguna manera pero no me gusta reflejarme en lo que escribo. Los primeros son imagen de mi vida, pero realmente prefiero alejar los escritos de mi realidad. Ahora mismo estoy haciendo un libro sobre la droga y alguien me comentó en una lectura: “¡tú consumiste todo eso!”, y yo me reí y dije: “si lo hubiera hecho estuviera muerta”. Poema, poesía y poeta son completamente distintos.
Atiendes además un taller donde compartes tus experiencias con otros jóvenes…
Esa ha sido la mejor experiencia que he tenido; cuando terminó el taller donde yo recibía las clases, decidí continuar con esta idea y ayudar a otros jóvenes que necesitaban alguien que los escuchara para encaminar su carrera. Hoy siento que aprendo más yo con ellos que ellos conmigo.
¿Crees que tu vocación tenga final?
Mientras tenga algo que decir, no. Creo que lo fundamental en mi profesión es evolucionar y no repetir, un libro no tiene porqué parecerse a otro y sinceramente, antes de estar estancada con algún tema o idea prefiero dejar de escribir.
¿Consideras que es importante para un escritor tener su público?
Todos tenemos ego, y que te paren en la calle, se asombren y te hagan preguntas es una sensación única, pero no creo que sea lo más importante. Para escribir lo esencial es que se haga con amor, y no por ganar popularidad. Escritores como Franz Kafka nunca vieron su obra publicada, y aun así continuaron haciéndolo.
Por María Karla Casaus Portelles
Tomado de www.ahora.cu/es

Libros con Luz

Entre las novedades de La Luz resalta su nueva Campaña de Promoción de la Lectura. Bajo el nombre “Leer seduce 2018”, la atractiva propuesta visual tiene como lema central “Nuestro compromiso es con la literatura”.Foto: La Luz
La editorial holguinera La Luz llega a la XXVII edición de la Feria Internacional del Libro de La Habana con una colección de nuevos títulos que complacen lo gustos mas eclecticos. El sello editorial, perteneciente a la Asociación Hermanos Saiz (AHS), presenta además un nuevo catalogo de ejemplares para los amante de las letras. 

Dedicada en esta ocasión a la República Popular China como país invitado y al Doctor en Ciencias Históricas Eusebio Leal Spengler, la Feria Internacional del Libro de La Habana se desarrolla en la capital de todos los cubanos desde el 1ro y el 11 de febrero del presente año.

Según refiere el sitio digital www.bahibrama.cu, el editor – jefe de La Luz, Luis Yuseff, declaró a los medios que entre los títulos más significativos del sello ediorial destacan Nadie se va del todo. Músicos de Cuba y el mundo, ensayos del periodista y ensayista Joaquín Borges–Triana; Vientos Alisios. Antología de jóvenes poetas de Puerto Rico, compilada por los boricuas Nicole Cecilia Delgado, Cindy Jiménez Vera, Mara Pastor y Xavier Valcárcel.

Sin duda una de las principales expectativas de la Casa es el lanzamiento de una nueva colección titulada Espejo. Foto: La Luz

Ademas de Aullido y otros poemas, selección poética del estadounidense Allen Ginsberg traducida por Ariel López Home; Él y yo sumamos dos, cuentos de la reconocida escritora pinareña Nersys Felipe; Cartas a mi hija Indira, epistolario de Jawaharlal Nehru con traducción de Rodolfo Zamora; Invención de Alejandría, poemario del escritor y ensayista David López Ximeno, y Vino de Falerno, cuentos de la holguinera Mariela Varona.

Sin duda una de las principales expectativas de la Casa es el lanzamiento de una nueva colección titulada Espejo. La misma aúna dos generaciones de escritores de literatura infanto–juvenil en un mismo volumen. Sobre este particular  Yuseff resaltó que “de una cara se publica un cuento de un autor consagrado, con una trayectoria literaria que sirve de paradigma a las nuevas generaciones de escritores, no solo por su trayectoria relevante, sino por lo contemporáneo de su obra; y del otro lado aparece un autor joven, nacido después de 1980, que destaca dentro de su generación por tener una obra de vanguardia”.

Aclaró además que “en cada volumen se hermanan autores que mantienen cercanías estilísticas y temáticas. En todos los casos cada libro contiene dos cuentos que no exceden las dos cuartillas, y el diseño de ilustraciones incluye imágenes hechas a líneas, concebidas especialmente para ser coloreadas”.

La Colección Espejo estará compuesta por los títulos Ladrón de hotel y Libertad del Tigre, de Luis Cabrera y Yunier Riquenes; Loco por Valentina y Negro ojo de sapo, de José Manuel Espino y Eldys Baratute; Las manchas y Bulto, Enrique Pérez Díaz y Elaine Vilar Madruga, yEn el gran desierto de arena y Blanca y el amanecer, de Ivette Vian e Idiel García, respectivamente.

El sitio también hace referencia a particularidades de títulos como Nadie se va del todo. Músicos de Cuba y el mundo y Vientos Alisios. Antología de jóvenes poetas de Puerto Rico. El primero de estos y bajo la autoría del también investigador y crítico de música Joaquín Borges–Triana hace referencia la compleja problemática migratoria de que han sido protagonistas decenas de músicos cubanos.

Nadie se va del todo. Músicos de Cuba y el mundo y Vientos Alisios. Antología de jóvenes poetas de Puerto Rico. Foto: La Luz

Por su parte Vientos… “compila textos de poesía puertorriqueña publicados desde el 2000 hasta el presente y nos coloca ante una multiplicidad de discursos que dejará perplejos a muchos de nuestros lectores. Mezcla criterios, hipótesis, azares e intuiciones; un libro de jóvenes poetas que gozan y sufren los efectos de la insularidad”, aseguró Yuseff .

Vientos alisios“compila textos de poesía puertorriqueña publicados desde el 2000 hasta el presente. Foto: La Luz

Entre las novedades de La Luz resalta su nueva Campaña de Promoción de la Lectura. Bajo el nombre “Leer seduce 2018”, la atractiva propuesta visual tiene como lema central “Nuestro compromiso es con la literatura”. La misma es obra de Frank Alejandro Cuesta y un equipo de la propia Casa Editorial.

Se prevé que la Feria llegue hasta esta cuidad del oriente cubano durante el mes de marzo. Esperemos que Holguín pueda disfrutar también de estos y otros títulos propuestos desde un editorial que ya nos acostumbró a una trabajo minucioso y de excelente factura.

Por Ana Bárbara Moraga
Tomado de www.radioangulo.cu

Escaleras al cielo para ascender los peldaños del rock en Holguín

Cubierta Escaleras al cielo. El rock en Holguín cortesía de Ediciones La Luz

Cada año aparecen en el escenario editorial cubano libros que desde diversos campos, como la musicología, la teoría de la música, la sociología, los estudios históricos o el testimonio, analizan zonas olvidadas en la música cubana y sus diferentes géneros, expresiones y representantes. En ocasiones, al ser estos espacios no analizados anteriormente con el necesario rigor académico y la profundidad que conllevan los estudios sobre la música cubana en sus múltiples diapasones, estos libros vienen a aportar nuevas miradas y enfoques a fenómenos musicales que han marcado ineludiblemente el devenir de Cuba como nación y además, la identidad sonora de quienes la hemos habitado.

Uno de estos textos, casi recién salido de imprenta, es Escaleras al cielo. El rock en Holguín (Ediciones La Luz, 2017) de los investigadores holguineros Raúl Cardona y Zenovio Hernández, pues aporta nuevas visiones a los pálidos estudios sobre uno de los géneros que menos suerte ha corrido en las investigaciones de este tipo, el rock de factura nacional y en este caso específico, el rock realizado en y desde Holguín como plataforma aglutinadora de eventos y festivales y una de las provincias con una tradición afincada en este género de raíces negras que tuvo sus inicios en el rock and roll de la época de la Guerra Fría, con músicos como Chuck Berry, Little Richard y el recientemente fallecido Fats Domino, quienes lo mezclaron con diversas formas musicales como el rhythm and blues y el country.

Tomando como referente libros como Hierba mala. El rock en Cuba, del investigador Humberto Manduley, reeditado recientemente por el mismo sello editorial de la Asociación Hermanos Saíz (AHS) en la provincia, los autores estructuran el libro en cinco capítulos fundamentales que vienen a recoger los principales momentos de la historia del género en Holguín y además, el contexto social, político y cultural de las etapas estudiadas: “Orígenes. Del cine norteamericano a Los Century”, “De la década oscura al rock socialista”, “58 en Rock abre sus puertas desde la radio”, “Metal HG: un festival para la historia” y “Rockmerías: un nuevo espacio para las bandas y su público”. Además, el libro incluye una amplia relación de las bandas de rock en Holguín, una exhaustiva cronología del devenir del género en la provincia y finalmente, una galería fotográfica que viene a ser compendio gráfico de los mencionados capítulos.

En el primero de ellos, apoyándose principalmente en las publicaciones periódicas de la época, los autores estudian los inicios del rock en Holguín, relacionados a la venta de las primeras grabaciones en la tienda especializada en discos California High Fidelity y la proyección de películas como Celos y revuelos, Rock Around the Clock y Bamboleo Frenético. Además, enfatizan en la fundación de la sociedad de aficionados Rocking Club y aunque afirman no arriesgarse “a indicar el nombre de la primera banda roquera, pues entre la pepillada local de inicios de los años sesenta más de una afirma ser la pionera”, sí aseguran que “la formación de Los Morlocks, por el guitarrista Andrés Aguilera en 1962, es el primer referente significativo de la historia del rock en Holguín”. Añaden, además, que “al año siguiente, con la adquisición del instrumental indispensable y ya con el nombre de Los Century, el género comienza a trascender en Holguín”.

La siguiente etapa estuvo matizada por los estragos del llamado Quinquenio Gris en el ámbito artístico, lo que conllevó al éxodo de importantes músicos como Juanito Márquez, y por las presentaciones en la provincia de diversos grupos de rock del campo socialista, entre ellos Neotón, Schturzite, Lokomotiv G. T, Express, Kreis y Motorock. Asimismo, en ese período surgieron y se mantuvieron bandas holguineras como Los Cankas, Los Astros y Los Beltas, pero “el rock, ya estigmatizado como la música del enemigo, se fue excluyendo de la vida cultural, unas veces se presionaba a las agrupaciones profesionales a eliminar obras de sus repertorios, otras se retiraba el apoyo a los grupos aficionados, de los cuales, independientemente de su calidad, ninguno alcanzaría el estatus de profesional hasta bien avanzada la década de 1990”, añaden los investigadores.

Asimismo, Escaleras al cielo. El rock en Holguín destaca la importancia en la diversificación del género y sus seguidores en la provincia, del programa radial “58 en Rock”, creado en la emisora provincial CMKO Radio Angulo en 1989. Los aniversarios del programa fueron celebrados bajo el nombre Escaleras al cielo —de donde proviene precisamente el título del libro— y resultaron apoteósicos encuentros de bandas y seguidores de diversas partes del país. Además, aseguran que en ese período “lo más importante fue la aparición de otras bandas que comenzaron a asumir las corrientes vanguardistas del rock internacional”, entre ellas EPD y Destrozer, liderada esta último por uno de los aglutinadores del rock en la provincia, el músico y narrador Alexander Jorge La Mole.

Poco a poco —añaden Raúl Cardona y Zenobio Hernández—el rock en Holguín comenzó a dejar de ser un estigma, sobre todo cuando la AHS “acogió en su seno a los integrantes de esas bandas, las cuales desde entonces organizan peñas, conciertos y festivales en las instalaciones de esa organización”. Asimismo, ambos investigadores resaltan la importancia de las Romerías de Mayo y posteriormente el espacio Rockmerías dentro de este megaevento, en la socialización y legitimación del género, desde que en la primera edición de las Romerías en 1994 participaran Athanai, Síntesis y las locales Los Beltas, Abstracto, Aries, S.O.S. y Destrozer. De esa fecha hasta el momento Rockmerías ha reunido en la ciudad a importantes bandas exponentes de diversas vertientes del género musical, con Mephisto como anfitrión, agrupación holguinera que los autores subrayan con especial énfasis.

Por su parte, el Festival Metal HG —de quien Raúl Cardona es uno de sus organizadores— se encuentra entre los más longevos y significativos del circuito de eventos rockeros en el país; posee, además, un característico espacio teórico donde convergen presentaciones de libros y lecturas de narrativa y poesía relacionadas al rock. También Holguín ha recibido en los días del Metal HG ha importantes agrupaciones, entre ellas Necrófago, Mr. Dominus, Combat Noise, Zeus, Blinder, Agonizer, Escape, Ancestor y Estigma.

Escaleras al cielo. El rock en Holguín, libro con edición de Irela Casañas y atractivo diseño de portada de Frank Alejandro Cuesta a partir de una fotografía de Lino Valcárcel, bien podría funcionar como monografía para los investigadores y amantes del género, pues recopila una valiosa información que procesada y en su conjunto hubiese sido prácticamente imposible obtener de otra manera. Ese es uno de sus mejores y principales logros: reunir varias décadas de historia y pasión hacia el rock en una provincia caracterizada por su diversidad artística y la amplitud y calidad de sus exponentes.

Como ensayo –de haberse valido de otras herramientas de análisis en busca de profundidad y no del dato quizá tibio y analítico del periódico consultado en los archivos– hubiese aportado mucho más al conocimiento de la evolución del rock en Holguín. Aunque sé que los investigadores se valieron de la entrevista como método imprescindible, se extraña, por ejemplo, encontrar entrevistas directas a miembros de estas agrupaciones fundadoras, pues muchos de ellos aún caminan por las calles holguineras. ¿Qué los motivó a crear sus bandas? ¿Qué problemas enfrentaron en sus inicios? ¿Qué temas tocaron entonces y cómo fue la recepción de los mismos por el público ávido de rock? Pueden ser muchas las preguntas y más cuando la investigación se acerca en el tiempo y los grupos están en activo. Ellas aportan la dosis de subjetividad que un investigador, aún por muy científico que sea su estudio, necesita poner en boca de un entrevistado, aunque muchas sean indirectamente respondidas. Asimismo, varias agrupaciones solo son mencionadas en los capítulos del libro como parte de un todo epocal, sin el necesario despliegue, aunque leamos sus datos completos en la relación de agrupaciones que se anexan. El ensayo, como sabemos, analiza, profundiza, cuestiona, compara y se interroga, al mismo tiempo, su esencia libre de esquematismos, poseedora de lo que muchos llaman, además, una visible marca de estilo.

Escaleras al cielo. El rock en Holguín es un detallado estudio monográfico que abunda en información y provoca, al mismo tiempo, más preguntas y múltiples abordajes sobre el tema. Libro esclarecedor, válido además por la apertura de miras que provoca, especie de piedra de toque en los estudios de ese tipo en la provincia, resulta un primer y necesario escalón para futuras investigaciones que profundicen en aspectos del rock provincial desde otros enfoques, ámbitos y disciplinas. Estos complejos peldaños, como compleja y variada ha sido la propia evolución del género, nos ayuda a ascender sin miramientos, con el oído y los sentidos atentos, la escalera del rock en Holguín, parte ineludible del rock nacional, en busca del cielo o tal vez de algo más terrenal y eterno, algo en que se nos vaya la vida y que nos hermane al mismo tiempo, por ejemplo, un buen tema de rock una noche cualquiera.

Por Erian Peña Pupo

Tomado de www.caimanbarbudo.cu

Una exposición con Aché

Fotos: Cortesía del Entrevistado
El guajiro nació en Antilla. Es de por allá, de donde dicen apareció milagrosamente la Virgen de la Caridad del Cobre. Estudió artes plásticas en Santiago de Cuba, La Habana, fue a Viena, vive desde hace rato en la ciudad de Holguín. Sin embargo, no ha podido desprenderse de esas raíces que lo enlazan geográficamente con la Patrona de Cuba.
A ella, tan cubana como las palmas, tan necesaria como el café de por la mañana y tan suya como su información genética, le ha consagrado su obra de artista de la plástica.
Orlando Carralero González, sin ser fanático, siente que la inspiración o las musas le llegan a través de esta advocación mariana: “Después de salir de las escuelas de arte, mis primeras obras con una investigación sólida de respaldo fueron sobre la Virgen de la Caridad del Cobre. Hice una exposición de 24 piezas que se inauguró en la Galería Idearte de Holguín. La muestra tuvo un gran éxito. La población se volcó completa para hacerle homenajes.
“Luego llevé la exposición a La Habana y hace ocho años me invitaron a Viena. Allí se me ocurrió la idea de hacer una performance para atraer al público. Con cubanos radicados allá hicimos un toque de tambor. Se le entregaba a los austriacos una vela amarilla para que se la encendieran a la Virgen en pos de la sanación de sus males. Una bailarina la representaba en sus danzas. Eso gustó tanto que fui a una galería y expuse en cuatro”.
Expo Oshún. Foto: Cortesía del entrevistado
¿Aún mantienes este tema en tus obras?
“Sí. Me interesa mucho, porque forma parte de mi personalidad. También están las circunstancias de mi desarrollo profesional que influyen en el cultivo de este tema en mis obras. Fui investigador sociocultural durante 16 años y dirigí el Atlas Etnocultural de Cuba.
El trabajo de investigación de la literatura de transmisión oral en Holguín, por ejemplo, me nutrió con el mundo de las deidades que llegaron de África, se instalaron en los barracones y pasaron a formar parte de la cultura cubana.
“Dentro de las religiones africanas me centro en la Regla de Osha. Específicamente trabajo en mis obras a Oshún, transculturada con la Virgen de la Caridad del Cobre.
“Cuenta la leyenda que Oshún  es una mulata sensual, erótica, morbosa…. Tenía varios amores, por eso a veces incorporo algún guerrero en mis obras como Ogún, Orula…”
¿Actualmente donde expones tus obras?
“Tengo montada la muestra ´Del monte al barracón´ en el Hotel Río de Luna y Mares desde el 3 de enero y durante el mes de febrero. Son 14 piezas en gran y mediano formato con las técnicas de colografía y óleo sobre lienzo con el tema, por supuesto, de la Virgen.
“Mantengo la idea de la performance que inicié en Viena con velas amarillas y una bailarina que representa a la Caridad del Cobre, la cual interactúa con el público.
Además, incluyo pancartas donde explico cómo sucedió el hecho de la aparición de la Virgen, por dónde pasó hasta su asentamiento definitivo en el Santuario del Cobre en Santiago de Cuba y cómo se transculturó con Oshún.
“Pienso añadir a la performance un practicante profesional del espiritismo de mesa y de cordón que es muy fuerte en nuestra provincia. Los asistentes a la exposición podrán ser protagonistas para obtener algún consejo o adivinación. Esta práctica fue acogida por nuestra cultura y es muy atractiva para los visitantes foráneos. Cada cual la podrá asumir como desee: como leyenda o realidad”.
¿Llevas tus exposiciones más allá de los espacios del polo turístico?
“Trabajo en los hoteles hace ya un buen tiempo debido a un proyecto del Fondo Cubano de Bienes Culturales con algunos artistas. Existe un interés de mostrarles a los turistas extranjeros lo mejor de nuestra cultura.
“Hay artesanos que muestran cosas a las que le denominan sopa, que es una pieza hecha para obtener beneficios económicos con rapidez, reproducidos en masa, con escasos valores y voluntad estética. Sin embargo, no es todo lo que se hace. Hay buenos artistas de la plástica en la provincia que llevan una obra con un discurso, una dignidad. Es lo que estamos haciendo en los hoteles ahora.
“Fuera de esos espacios, desde hace tiempo tengo como proyecto llevar la exposición a Antilla, pasear a la Virgen de la Caridad por la costa donde apareció, Barajagua, El Cobre… Pretendo recorrer con mis obras la ruta de la Patrona de Cuba”.
Abordar siempre el mismo tema en tus obras supone un agotamiento del mismo, ¿cómo planeas evadir este dilema?
“Quiero mantener el tema de la Virgen, pero cambiando de técnicas. No pienso alejarme de Holguín y Antilla. Estoy amarrado con este proyecto”.
Por Rosana Rivero Ricardo
Tomado de www.ahora.cu/es

Se entregaron los Premios Calendario 2018

Como parte de las actividades de la 27ma. Feria Internacional del Libro Cuba 2018, cinco jóvenes escritores cubanos recibieron este miércoles, los Premios Calendario 2018, que otorga la Asociación Hermanos Saíz (AHS).

En el apartado Poesía, el jurado decidió otorgar el premio a El factor discriminante, de Moisés Mayán Fernández, por su coherencia, la variedad de poéticas advertidas y expresivos hallazgos discursivos. Mientras en Narrativa, el galardón recayó en Los impares, de Claudia Alejandra Damiani Cavero, por su convincente construcción de los personajes.

El premio en Teatro lo mereció Gladys Gabriela Balloqui por Un tambor para el viaje, el cual, al decir del jurado, constituye una adaptación de gran calidad del texto Viaje a la semilla, de Alejo Carpentier. En tanto, gracias a la profundidad de su historia y la destreza narrativa, Daniel Burguet Villegas se alzó con el galardón en Ciencia Ficción, con Cuando despiertes.

Por la manera en que utiliza los recursos líricos en función de narrar breves historias, Junior Fernández Guerra fue el laureado en la sección de Literatura para niños, por su obra Cantábulas y Epopemas.

Durante la velada fueron presentados los libros ganadores en la edición anterior del certamen: La isla iluminada, de Maikel Rodríguez Calviño; Paraísos perdidos, de Martha Acosta Álvarez; Dios no me tiene en cuenta, Yonnier Torres; Paisajes de vida interior. Especializaciones en la poesía de Juana Borrero, de Natalie Roque Vega, y Las peregrinaciones de los dioses, de Malena Salazar Maciá.

Los textos ganadores en 2018 serán publicados por la Casa Editora Abril, y su presentación formará parte del programa de la Feria del Libro, en su próxima edición.

Entre los participantes en la actividad se encontraban Miguel Barnet, presidente de la Unión de Escritores y Artistas de Cuba (Uneac); María Elena Salgado, viceministra primera de Cultura; Diosvany Acosta, miembro del Buró Nacional de la UJC; Rubiel García González, presidente de la AHS, y Joan Cabo, director de la Casa Editora Abril.

Por Luis Autié Cantón

Tomado de www.juventudrebelde.cu