IMÁN para la abstracción

La Exposición Nacional de Arte Abstracto IMÁN 3, realizada como parte del Evento Nacional homónimo, del 21 al 24 de noviembre en la Uneac de Holguín, nos permite sumergirnos en la obra de un grupo de destacados cultivadores de la abstracción insular.

Inauguración de la Exposición Nacional de Arte Abstracto IMÁN 3 en la UNEAC de Holguín. Foto: Carlos Parra

Creo que el principal mérito de la muestra, expuesta en la Sala Fausto Cristo de la Uneac como parte del proyecto La Cruzada, liderado por el artista tunero Roberto Reyes Vega, resulta funcionar como una espiral de confluencias donde las diferentes formas de acercarse a lo abstracto dinamitan en su centro: desde la abstracción geométrica –Pedro de Oraá, invitado más que especial a esta cita de los abstractos; el holguinero Eduardo Leyva– hasta la cromática (aparejada al sincronismo de inicios de siglo o el color field de los años 50) y distintas denominaciones estilísticas que llegan ellas mismas a interactuar y mezclarse: abstracción lírica, sintética, analítica, el surrealismo abstracto, el informalismo (expresionismo abstracto, abstracción constructiva, la pintura matérica, la action painting), la abstracción postpictórica, entre otros movimientos derivados. De esta manera, el arte abstracto insular resulta un summum de interacciones y estados, aprehendidos y ejercitados, bastante complejos de etiquetar hoy, y evidente, en buena medida, en las piezas que conforman IMÁN 3, con curaduría de Eduardo Leyva y Roberto Reyes, y museografía del propio Leyva, acompañado por el crítico Martín Garrido Gómez y el artista holguinero Ronald Guillén Campos.

Foto: Carlos Parra

Si bien muchos críticos, entre ellos David Mateo, aseguran que la abstracción no es un “fenómeno colectivo y en ascenso”[1] en el arte insular, aunque el propio De Oraá añada que hoy más que nunca la abstracción se abre al mercado internacional, La Cruzada se ha propuesto unir intereses comunes, muchas veces dispersos en el gran maremágnum insular, y visibilizar el arte abstracto y sus principales exponentes, no como plataforma ni movimiento, sino como eje y ensamblaje de interacciones. Por eso “trae a nuestro patio las herencias asimiladas de aquellos fundadores, y se suman al proyecto artistas locales que lo enriquecen con su participación. Entre ellos, los casos puntuales de Ronald Guillén y Eduardo Leyva, que han abordado la abstracción en distintas etapas de su obra, y lo continúan haciendo en la actualidad de forma casi exclusiva”, escribe en el catálogo de la muestra Martín Garrido. De Guillén se incluyen las obras Torsión o estructura ajustable y una pieza de su serie Deconstrucción de la torre Tatlin; mientras de Leyva Cabrera encontramos tres de la serie Laberintos citadinos.

Otros artistas han trabajado la abstracción en momentos específicos de su quehacer, incluso con resultados notables y por eso se incluyen en la muestra. El maestro Cosme Proenza es uno de ellos, con Pintura azul. Sobre estas obras, en una entrevista aun inédita, Cosme me comentó: “Tuve una etapa reciente donde trabajé la abstracción, pero con ciertos guiños a relaciones distantes con la figura. Ni es abstracto porque tiene relaciones, ni es figurativo porque tiene demasiado abstracto. Son muy pocos cuadros. En la serie Tetris trabajé con el espacio matemáticamente entre una forma y el resto vacío”.

De Holguín aparecen, además: Armando Gómez Peña, José Carralero, Juan Carlos Anzardo Escalona, Luis Santiago Peña, Nalia Martínez Grau y Roy González Escobar. De La Habana encontramos obras del maestro Pedro de Oraá, quien realizó, como parte del programa teórico del Evento, un conversatorio sobre su amplia obra en la sala Taguabo de la Uneac holguinera, Ángel Rivero, Andy, Armando Pérez Recaman, Julia Valdés y Santiago Ferrer. Entre los tuneros se encuentran en la muestra: Alexander Lecusay, Eliades Avalos, Henry Martínez, Liusan Cabrera y Roberto Reyes Vega. Otras provincias estuvieron presentes: Camagüey, con Alí Nail Gérbole y Yoel González Pallerols; Santiago de Cuba, con Luis Manuel Emant Fornaris y Víctor Manuel Jarbines García; Sancti Spíritus con Raúl Cué Echemendia, y Cienfuegos, con Yanet Martínez Molina.

Conociendo que habitan en un entorno donde “impera por tradición e idiosincrasia lo figurativo y contenidista”[2], nos recuerda Mateo, muchos de estos artistas han tenido que lidiar con la adversidad para darse a conocer y mantener, lejos de modas y entusiasmos pueriles, su interés por la abstracción. El hecho de que IMÁN 3 los haya hecho convergir en un mismo escenario, la galería Fausto Cristo de la Uneac, y que la selección resulte un muestrario abarcador de las miradas a esta expresión en varias provincias del país, es otro de los logros de este evento que llegó para bien a su tercera edición.

Recuerdan legado de Fidel como impulsor del Sistema de Bandas de Conciertos

Como parte del IX Encuentro Provincial de Bandas de Concierto, del 19 al 24 de noviembre, la   Uneac acogió un conversatorio sobre el Proyecto Nacional para la creación de las bandas de concierto municipales, realizado por el músico Humberto Pino.

Bajo el título “Experiencia cubana en la formación emergente de músicos para bandas de concierto”, Pino recordó las experiencias en las provincias Granma y Holguín, “resultado de una idea del Comandante en Jefe Fidel Castro en los años difíciles del período especial”.

Conversatorio sobre el Proyecto Nacional para la creación de las bandas de concierto municipales, realizado por el músico Humberto Pino. Foto: Adrián Aguilera

Iniciada en 2004, este proyecto para dotar a todos los municipios con una banda de conciertos “desde el punto de vista social, mostró una vía para incorporar a la vida laboral y al estudio a cientos de jóvenes, que lograron desarrollar su vocación. Además, cada banda constituye en su municipio una academia que tiene como fin capacitar al talento artístico en este tipo de música, ya sean aficionados o profesionales”.

Este programa tuvo en la provincia como divisa el pensamiento de José Martí que asegura: “Las bandas de música son como un hada invisible: en las ciudades invita a la alegría, al perdón y al movimiento… en campaña pone las armas en manos de los combatientes”.

Foto: Adrián Aguilera

“Solo en Holguín el módulo para las bandas costó unos doscientos cincuenta mil dólares. Además, el 90 por ciento de los músicos no tenía formación musical y logramos formarlos para que integraran estas bandas que hoy prestigian cada municipio. En cuanto al aspecto económico, la aplicación de esta experiencia permitió a las nuevas escuelas ser más eficientes al poder alcanzar sus objetivos de manera científicamente planificada, con menos gastos materiales, financieros y humanos”, añadió.

La escuela holguinera recibió el nombre de Manuel de Jesús Leyva, Coco, homenaje a uno de los músicos más importantes de la provincia, quien fuera director titular de la Banda Provincial de Conciertos holguinera. “Científicamente esta investigación dotó de una base teórica validada por la práctica, la metodología adecuada para dirigir el proceso docente educativo de las nuevas escuelas de bandas de concierto, demostró su alta eficacia en las demás provincias cubanas donde se aplicó posteriormente”, comentó Pino.

El conversatorio, que fue además un homenaje al pensamiento del Comandante en Jefe Fidel Castro como fundador del proyecto, contó con la presencia Nilser Batista, funcionario del Comité Provincial del PCC que atiende la esfera cultural, directivos de la Empresa Provincial Comercializadora de la Música y los Espectáculos Faustino Oramas Osorio, además de integrantes de la Banda de Conciertos del municipio Frank País.

Pedro de Oraá dialoga en la UNEAC holguinera

 “El arte abstracto se propone presentar aquello que no se ve en la realidad de todos los días”, aseguró Pedro de Oraá durante un conversatorio como parte del Evento Nacional de Arte Abstracto IMAN 3, realizado del 21 al 24 de noviembre en la Uneac holguinera.

Conversatorio dea artista de la plástica Pedro de Oraá en la UNEAC holguinera. Foto del autor

Pedro de Oraá, uno de los artistas cubanos más importantes de la segunda mitad del siglo XX hasta nuestros días, exponente del abstraccionismo geométrico, integró el Grupo de los Diez Pintores Concretos y recibió en 2016 el Premio Nacional de Artes Plásticas.

En su conversatorio, realizado en la sala Taguabo de la Uneac holguinera, Oraá intercambió con artistas y jóvenes estudiantes de la Academia Provincial de Artes Plásticas El Alba, principalmente sobre el surgimiento de la abstracción y sus máximos exponentes en Cuba, cuando esta se abre paso en la isla, sobre todo en la década del 50.

 

Nacido en La Habana en 1931, el también poeta, narrador, ensayista y crítico de artes plásticas, fue miembro, a partir de 1958, del icónico grupo de Diez Pintores Concretos, disuelto en 1961 e integrado, además, por los artistas Pedro Carmelo Álvarez, Wifredo Arcay Ochandarena, Salvador Corratgé, Sandú Darié, Luis Martínez Pedro, José Mijares Fernández, Lolo Soldevilla, Rafael Soriano López y José Ángel Rosabal Fajardo. Entonces inaugurarían exposiciones como 10 Pintores Concretos, en 1959, en la Galería de Arte Color Luz, de La Habana, y A/Pintura Concreta, en 1961, en el Museo Nacional de Bellas Artes, con versiones sobre la letra A con motivo de la Campaña de Alfabetización.

La obra de otros importantes artistas, relacionados con el importante Grupo de los Once, vigente entre 1953 y 1955, y con la abstracción en sentido general –geométrica, figurativa o no–, fueron abordados por Pedro Oraá en su conversatorio, entre ellos Amelia Peláez, Wifredo Lam, René Portocarrero, Fayad Jamís, Antonia Eiriz, Antonio Vidal. Asimismo, fue proyectado el documental Eclipse de un suceso, de Juder Laffita, excelente abordaje a la historia y los principales exponentes del arte abstracto en Cuba.

“La obra plástica de Pedro de Oraá, que emerge en la Isla durante los años 50, se produjo en medio de la naciente eclosión de las todavía inclasificables expresiones de vanguardia, alentadas sin embargo por la producción de sus cultivadores iniciales alrededor de 1927, aunque muy distinta. Y, casi al unísono, junto a su hermano Francisco, exploraba una estética de la poesía al amparo de los hallazgos ya palpables de José Lezama Lima. De modo que plástica y escritura, conperceptible gracia, fueron siempre de la mano en los presupuestos de Oraá”, escribe la Premio Nacional de Literatura Nancy Morejón.

El Evento Nacional de Arte Abstracto IMAN 3 en la Uneac holguinera tiene entre los momentos de su programa la presentación del proyecto La Cruzada IMAN 3, por Roberto Reyes Vega, de Las Tunas, una conferencia sobre desarrollo de arte abstracto en Santiago de Cuba, por Tamara Tabares Delis, y la inauguración de la exposición de Arte Abstracto IMAN 3.

Eternas Bodas de Oro

Por Jorge Suñol Robles

La fecha es perfecta para escuchar un son, un bolero, una conga, recorrer y sentir un concierto. La tarde es otra vez cómplice. Este 22 de noviembre, fue el Día Internacional de la Música, y las Bandas Municipales de Calixto García y Frank País, deleitaban en pleno boulevar holguinero, como parte del IX Encuentro Provincial de Bandas de Concierto. No hubo mejor homenaje.

Foto: Adrián Aguilera

Llegaron los músicos calixteños con un diverso repertorio, donde no faltaron emblemáticas piezascomo Bodas de Oro, Tema para un conciertoy Mambo No.5.

Foto: Adrián Aguilera

Humberto Pino, a quien está dedicado esta edición, por sus cuarenta años de vida artística, además, máximo gestor del espacio, acompañó a la banda en varios temas e invitó a todos a improvisar y “jugar” con los instrumentos. El público lo disfrutó con ansias.

La oportunidad fue propicia para reconocer, de parte del Comité Organizador del evento, a dicha agrupación, por su impronta en la música holguinera.

Más tarde, sonaba la Banda Municipal de Frank País, encabezada por Carlos Manuel Guevara García. Con 10 años de creada, intenta marcar un estilo diferente en la forma de interpretar, en un reperterio que va desde la música de concierto hasta la popular. La agrupación se presenta cada sábado en el Paseo José Martí, de esa localidad, allí se disfruta una retreta que aviva al pueblo. Tiene 36 músicos, tanto jóvenes como experimentados y esa unión hace más rico el proceso.

Foto del autor

Al decir de su director, se hace muy difícil incorportar a los jóvenes, porque es un municipio bastante lejos de la ciudad cabecera, a lo que se incluye la ausencia de un local fijo para ensayar y guardar los instrumentos. Aún así, la banda no se detiene, y suena como debe sonar.

En su presentación se escucharon temas como Siempre fiel, Carmen, Mi querido Holguín, Tu danzón, La reina de mi amor,  cerrando con la popular Añoranza por la conga, de Ricardo Leyva. Pero la tarde seguía sumando gente y música, llegaba una “hija” muy querida de la Banda Provincial de Holguín, el programa anunciaba un Concierto de la Danzonera.

La banda de Mayarí suena como se ve

 

Por Rosana Rivero Ricardo

Andar por las calles de Mayarí es como convertirse en una nota musical y atravesar un pentagrama. Allí todo se mueve al compás del son, por la peculiar manera en que se toca el género en esta zona. Pero también al compás de su Banda de Concierto, una de las de más larga trayectoria en la provincia que presume de un sonido compacto y exquisito.

Foto: Adrián Aguilera

Así lo demostraron sus músicos en el IX Encuentro Provincial de Bandas de Concierto,durante su presentación en la tarde del 21 de noviembre, frente a la sede de la Unión de Escritores y Artistas de Cuba, en Holguín.El nuevo rostro y sonoridad de este colectivo le hace justicia a la banda mayaricera primigenia, fundada en 1909.

Su director, Alberto Trigueiro, es muy joven. Con solo 28 años y seis meses frente a la agrupación, logró sorprender a sus homólogos de otros municipios y al público con un repertorio de concierto bien escogido y variado. Hubo marcha y paso doble, géneros característicos de las bandas, con los temas “Ross Roy” y “Olé”. También realizaron un homenaje al compositor holguinero Coco Leyva con su “Vals para un carrusel”. La música popular estuvo presente con la interpretación en versión banda de “Hasta que te conocí”, de Juan Gabriel. Por todo lo alto terminó su presentación con “El baile del suavito”.

El sonido del conjunto se siente lleno y acoplado, en el cual se percibe horas de ensayo y amor por la música. Destacaron las improvisaciones, acertadamente dispuestas en la ejecución del tema. Elogiable es también la presencia de los artistas quienes, a pesar de las carencias de uniforme, se preocupan por lucir armoniosos e impecables para el público.

Alberto Trigueiro, Director de la Banda de Mayarí recibe un reconocimiento de la Empresa Comercializadora de la Música y los Espectáculos, por la ejecución de su colectivo. Foto de la autora

“Mayarí tenía una buena banda. Retomarla y dirigirla es un privilegio. Eso me hace levantarme cada día con el deseo  de que tenga un buen sonido y pueda representar a esta tierra mayaricera. Me siento orgulloso por eso”, comentó Trigueiro a la prensa tras recibir un reconocimiento de la Empresa Comercializadora de la Música y los Espectáculos, por la ejecución de su colectivo.

A pesar de las carencias, Trigueiro reconoce que “lo principal es el amor a la música, lo cual nos mantiene en la banda”. Asimismo destaca que los inspira el sueño de Fidel Castro de ver en cada municipio una banda, hecho realidad en Holguín, el 25 de diciembre de 2007.

La Banda Municipal de Concierto de Mayarí protagoniza las retretas todos los sábados a las 10 de la mañana. Asimismo ofrecen conciertos didácticos en las escuelas y realizan otrasactividades programadas por el Sectorial de Cultura del municipio.

Anda bien la Banda de Cueto

Por Rosana Rivero Ricardo

Y después de la interpretación en “Modo Banda” del “Only You” de los Beatles, hubo que interrumpir abruptamente el programa de concierto del colectivo del municipio de Cueto.

Foto: Adrián Aguilera

Todo iba bien en aquella presentación del 21 de noviembre en la tarde, frente a la casona de la Unión de Escritores y Artistas de Cuba en Holguín, en pleno boulevard holguinero. De hecho, demasiado bien. La actuación de los músicos de Cueto en el IX Encuentro Provincial de Bandas de Concierto sorprendió por su calidad a Humberto Pino Hernández, uno de los organizadores del evento y director de la Banda Provincial.

Por eso, el músico -a cuyos 40 años de vida artística se dedica esta jornada- rompió el protocolo para que el director, Roberto Álvarez, recibiera en ese instante, y no al final como estaba previsto, el reconocimiento de la Empresa Comercializadora de la Música y los Espectáculos en Holguín.

 

Roberto Álvarez, recibe en ese instante, y no al final como estaba previsto, el reconocimiento de la Empresa Comercializadora de la Música y los Espectáculos en Holguín. Foto: Adrián Aguilera

Y como muchos  antes le dijeran a Benny Moré, Pino no pudo más que expresar: “¡Qué clase banda tiene usted!”.

Después interpretarían el bolero “Más fuerte que yo” y también “Mi amor fugaz”, de Benny Moré. Antes habían interpretado una trilogía compuesta por el director: “X-II”, “Gema del mar” y “Danzón en clave”, samba y danzones, respectivamente. Y además el paso doble “El beso”. Cerraron con el “Rico Mambo”, de Dámaso Pérez Prado.

Mas el reto de la Banda de Cueto no concluyó allí. Su desafío mayor es dar a conocer la importancia del colectivo al pueblo y, sobre todo, a las autoridades del territorio para recabar más su apoyo, como expresara su director Roberto Álvarez.

De regreso a Cueto retomarán sus actividades habituales: los conciertos didácticos en las escuelas para hacer la captación de los futuros músicos de la banda; las visitas a hospitales, casas de abuelos, hogares de ancianos y, por supuesto, las esperadas retretas de los fines de semana.

Pensar la historia de nuestras bandas

Como parte del IX Encuentro Provincial de Bandas de Concierto, del 19 al 24 de noviembre, la   Uneac acogió un conversatorio sobre el surgimiento de las bandas municipales de Holguín y Sagua de Tánamo, realizado por el investigador Zenobio Hernández.

Zenobio subrayó la importancia del estudio histórico de estas bandas. Foto: Adrián Aguilera

Zenobio subrayó la importancia del estudio histórico de estas bandas, las más antiguas de la provincia en ser fundadas. “Gibara era una Covadonga chiquita y tenía su banda, lo mismo Banes, la cual iba a Sagua y Antilla a ofrecer retretas en fechas importantes”, comentó.

El período de 1902 a 1958, lo que en la historiografía se conoce como la República neocolonial, fue el más prolífico para las bandas. “El Ayuntamiento organizaba retretas y la diana en fechas importantes, como el 20 de mayo, el 10 de octubre o el natalicio de Martí, además en la despedida de algunas personalidades importantes de la vida de cada lugar”.

“Recordemos que la banda era el centro de la vida social de cada pueblo”, añadió frente  a un público compuesto principalmente por los integrantes de la Banda de Cuento, agrupación que inició las presentaciones en el boulevar frente a la Uneac holguinera.

“Holguín tiene tradición de las fiestas patronales y hasta aquí llegaban muchas de las diferentes bandas cubanas. Gonzalo Roig, por ejemplo, acompañó en los años 50 a nuestros cantantes líricos”, añadió Zenobio, quien ha realizado una amplia investigación sobre la Banda de Conciertos de Holguín, que actualmente dirige el Maestro Humberto Pino.

Dos bandas en concierto

Por Jorge Suñol Robles

Por estos días el bulevar holguinero, emplazado en la céntrica calle Libertad, es invadido por músicos de distintas bandas de concierto de toda la provincia. Llegan para avivar la ciudad y darle un poco de ritmo. Llegan, para gozar de la música cubana, evocar las raíces, mantenter las tradiciones de una país, pudiera decirse, bendecido, en el esprectro sonoro.

Dirigida por el maestro Asterio Guerra, la Banda Municipal de Gibara. Foto: Adrián Aguilera

La gente pasa y se detiene. Algunos conocen las piezas, otros, por  curiosidad, se quedan y fotografían. No es habitual escuchar temas de Lecuona, del Benny, en este tipo de espacio. Y eso el público lo agradece y hasta baila.

En las afueras de la sede de la Unión de Escritores y Artistas de Cuba (UNEAC) en el territorio, se pueden escuchar, desde este 19 y hasta 24 de noviembre, lo mismo un danzón, un son, una contradanza, que un mambo… El IX Encuentro Provincial de Bandas de Concierto reserva estas presentaciones para cada tarde,  que terminará con un gran presentación de las bandas de Cacocum y Holguín en el Parque Calixto García a las 6 de la tarde,  y donde llegarán invitados como Ernesto Infante, Caribe Sax y el Coro Orfeón.

Foto: Adrián Aguilera

El programa del día 20 trajo a dos bandas que interpretaron varias piezas de la cancionística cubana y latinoamericana. Dirigida por el maestro Asterio Guerra, la Banda Municipal de Gibara, desde su fundación en el 2007, ha mantenido el legado de las retretas, y la idea de Fidel de crear en cada uno de los municipios este tipo de agrupaciones. Variado repertario presentaron estos músicos, donde se incluyeron temas como Bonito y sabroso, Bodas de Oro y La flor de la Canela.

Luego de la presentación, la Empresa Comercializadora de la Música y los Espectáculos “Faustino Oramas” reconoció el quehacer y trabajo de la banda gibareña, conformada actualmente por treinta músicos, donde se une la juventud con la experiencia.

Más tarde, la Banda Municipal de Rafael Freyre, regalaba un concierto bajo la tutela de Iván Chacón Ochoa, sostenido la canción cubana como La comparsa, de Lecuona y la española, con el Paso doble. Este grupo, conformado por 40 músicos,  celebra ya sus 13 años de fundado, e interpreta fundamentalmente repertorio de música tradicional cubana.“Destacamos lo que es la cuerda del clarinete, saxofones, trompetas, trombones y la percusión”, afirma su director.

Este Encuentro Provincial de Bandas de Concierto, ayuda a la promoción del trabajo de cada una de las 14 bandas que existen en Holguín, que suman alrededor de 484 músicos de distintas generaciones. Nuestro territorio fue el segundo del país en lograr que todo los municipios tuvieran su banda, que tienen la oportunidad, cada año, de llegar hasta la ciudad cabecera y mostrar su arte, su música, su estilo.

Retornan las retretas a Holguín

Con el concierto inaugural por la Banda Municipal de Banes en el parque Calixto García inició en Holguín el IX Encuentro Provincial de Bandas de Concierto, del 19 al 24 de noviembre.

Dedicado al 150 aniversario del inicio de las Guerras de Independencia, al segundo de la desaparición física del Comandante en Jefe Fidel Castro, al músico y pedagogo Francisco Sánchez (Lele) y los 40 años de vida artística de Humberto Pino, el Encuentro tendrá como escenario principal de sus actividades la sede provincial de la Uneac en Holguín.

Foto: Adrián Aguilera

Diriguida por Roberto Lezcay, la Banda Municipal de Banes interpretó temas como “Cuba que linda es Cuba”, de Eduardo Saborit, y “Oye como va”, mambo de Tito Puente. Con una sonoridad exquisita, la Banda fue diriguida también por el maestro Humberto Pino: “Les doy las gracias porque estas bandas están vivas”, comentó Pino a las autoridades presentes, entre ellas Nilser Batista, funcionario del Comité Provincial del PCC que atiende el sector cultural, y Rachel Heredia, directora provincial de Cultura.

“Por primera vez vamos a estar las catorce bandas juntas, pues con mucho apoyo y sensibilidad se está logrando el rescate de las bandas de Fidel, quien en los peores años del período especial destinó el dinero necesario para comprar el instrumental adecuado y que cada municipio tuviera una banda de concierto”, añadió el músico holguinero.

Miguel Morales, en nombre del Comité Organizador, entregó un reconocimiento a Roberto Lezcay, director de la Banda Municipal de Banes, integrante del Sistema de Bandas holguineras.

En el boulevard de la ciudad, frente a la Uneac, se presentarán las bandas municipales de Gibara, Báguanos, Rafael Freyre, Holguín, Sagua de Tánamo, Cueto, Urbano Noris, Mayarí, Calixto García, Frank País, Antilla, Moa y Cacocum, además de la Danzonera de Holguín.

La Banda fue diriguida también por el maestro Humberto Pino. Foto: Adrián Aguilera

También la casona de la Uneac holguinera acogerá la parte teórica con un conversatorio sobre el surgimiento de las bandas municipales de Holguín y Sagua de Tánamo, por el reconocido investigador Zenobio Hernández, y otro, con Humberto Pino, sobre el Proyecto Nacional para la creación de las Bandas de conciertos municipales, donde se realizará un homenaje al Comandante Fidel Castro, impulsor de este.

El IX Encuentro Provincial de Bandas de Concierto finalizará el 24 de noviembre con un concierto en el parque Calixto García protagonizado por las bandas municipales de Holguín y Cacocum, con invitados como Ernesto Infante, Caribe Sax y el Coro Orfeón de Holguín.

Inicia hoy en Holguín III Encuentro Provincial de Bandas de Concierto

Banda Provincial de Concierto de Holguín.

A la memoria del Líder Histórico de la Revolución cubana, Fidel Castro Ruz, en el segundo aniversario de su partida física, se dedicará el III Encuentro Provincial de Bandas de Concierto que inicia hoy en Holguín.

El encuentro que culminará el próximo sábado estará dedicado también a los 50 años del reconocido músico gibareño Francisco Sánchez Ávila, más conocido por Lele, y a los 40 del director de la Banda Provincial de Concierto, Humberto Pino Hernández.

Reflexionar sobre lo realizado, intercambiar conocimientos, experiencias y partituras centran las acciones del encuentro que cuenta con la presencia de las bandas de varios municipios de la provincia.

Justo a las 6.00 p.m. de este lunes, se realizará la apertura de este III encuentro con la actuación de la Banda Municipal de Banes, en tanto martes, miércoles, jueves y viernes, a las 2, 3 y 4 de la tarde, la sede de la Unión de Escritores y Artistas de Cuba (Uneac) acogerá los conciertos de las bandas de Gibara, Báguanos, “Rafael Freyre”, Cueto, “Urbano Noris”, Mayarí, “Calixto García”, “Frank País”, Antilla, Moa y Sagua de Tánamo.

Mientras, la clausura será el sábado 24, frente a La Periquera con la Banda Municipal de Cacocum, músicos de la Banda Provincial, la agrupación Caribe Sax, el Orfeón Holguín y el solista Ernesto Infante.

El Programa Nacional de Bandas fue creado por el Comandante en Jefe Fidel Castro para rescatar esta expresión artística de gran arraigo popular.

Por Yudit Almeida Pérez

Tomado de www.radioangulo.cu